Internacional
Domingo 02 diciembre de 2018 | Publicado a las 08:14
Gobierno francés busca respuestas tras el caos y la guerrilla urbana en París
Por Claudia Mi√Īo
La información es de Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El presidente franc√©s Emmanuel Macron convoc√≥ el domingo una reuni√≥n de urgencia del ejecutivo, un d√≠a despu√©s de una jornada de caos en toda Francia y violentas escenas de guerrilla urbana en Par√≠s, en plena escalada del conflicto de los “chalecos amarillos”, convertido ahora en grave crisis pol√≠tica.

Macron, que regresa a Par√≠s este domingo tras haber asistido a la cumbre del G20 en Argentina, se reunir√° con el primer ministro Edouard Philippe, el ministro del Interior Christophe Castaner y “los servicios competentes” para hallar una respuesta a un movimiento que parece escapar a cualquier control.

“Habr√° que analizar la jornada de ayer [s√°bado] y habr√° medidas que pueden ser tomadas para que no se instale en el pa√≠s un ritual, y que no ocurra todos los s√°bados lo que vivimos ayer” dijo este domingo el portavoz del gobierno Benjamin Griveaux a BFMTV.

El s√°bado, cuando a√ļn ard√≠an autom√≥viles en Par√≠s, Macron declar√≥ desde Buenos Aires que no aceptar√° jam√°s la violencia, que “nada tiene que ver con la expresi√≥n de una leg√≠tima c√≥lera” de los “chalecos amarillos”, que globalmente protestan contra el precio de los carburantes y la p√©rdida de poder adquisitivo.

Este domingo, en una tribuna en el Journal du Dimanche, un grupo de diez “chalecos amarillos libres”, portavoces de una “c√≥lera constructiva” exhortaron a “salir de la crisis”.

Tras condenar “cualquier tipo de violencia” se declararon dispuestos a un di√°logo con el gobierno, aunque plantearon varias reclamaciones: un gran debate sobre la fiscalidad con la participaci√≥n de los ciudadanos, la organizaci√≥n de “referendos regulares sobre las grandes orientaciones sociales del pa√≠s”, una “conferencia social nacional” o la implantaci√≥n del “sistema proporcional en las legislativas” para una mejor representaci√≥n de la poblaci√≥n en el Parlamento.

Violencia inédita

Los disturbios, de una magnitud in√©dita en Par√≠s, causaron 133 heridos ‚ÄĒentre ellos 23 de las fuerzas de seguridad‚ÄĒ y 378 personas fueron detenidas, seg√ļn un balance oficial divulgado el domingo.

La crisis obligó al primer ministro francés a anular su viaje a Polonia para la cumbre del clima COP 24.

De momento, la respuesta del gobierno franc√©s ha sido de firmeza. “Los responsables de estos disturbios no quieren un cambio, no quieren ninguna mejora, quieren el caos. Ser√°n identificados, y llevados ante la justicia”, insisti√≥ Macron.

El ministro del Interior no descartó por su parte la posibilidad de decretar el estado de emergencia.

Entretanto, la oposici√≥n francesa y una parte de los “chalecos amarillos” ‚ÄĒun movimiento proteiforme, sin estructura ni dirigentes‚ÄĒ piden ante todo un “gesto” al gobierno, como aplazar o congelar el aumento de las tasas a los carburantes.

A la derecha, el presidente de Los Republicanos, Laurent Wauquiez, reiteró su petición de convocar un referéndum sobre la política ecológica y fiscal de Macron.

Marine Le Pen (extrema derecha) pidió por su lado ser recibida por Macron junto a otros jefes de partidos de oposición.

A la izquierda, Jean-Luc M√©lenchon, jefe de la Francia Insumisa (izquierda radical) exhort√≥ a restablecer el impuesto sobre la fortuna, y aplaudi√≥ la “insurrecci√≥n ciudadana” que “hace temblar el mundo de Macron y el mundo del dinero”.

Antes estas reivindicaciones, el gobierno anunci√≥ medidas para subvencionar parte del coste de la subida de los carburantes a las familias pero descart√≥ cambiar de rumbo, porque “es bueno”, seg√ļn el portavoz del gobierno.

Pero el nuevo delegado general de la Rep√ļblica en Marcha (LREM, el partido de Macron), St√©phane Gu√©rini, tiene un diagn√≥stico m√°s severo: “Nos equivocamos porque hemos estado demasiado lejos de la realidad de los franceses”, declar√≥ al diario Le Parisien.

Emmanuel Macron, que ha forjado parte de su capital pol√≠tico en su capacidad reformadora, no ha dejado de repetir que jam√°s retroceder√°, contrariamente, seg√ļn √©l, a sus predecesores.

Tendencias Ahora