El Instituto Nacional de Estadística reportó un nuevo error en su cálculo del IPC, específicamente en el indicador respecto del costo de la energía eléctrica, rectificando que su variación fue de 0,0%, y no del 3% como se indicó el 7 de febrero.

A través de un comunicado publicado en el sitio web del INE, la entidad acotó que “nuestros procesos avanzan según lo planificado y establecido en los objetivos institucionales, los que incluyen (i) automatización de todos los cálculos especiales; (ii) llevar a cabo una revisión completa del procedimiento de ponderación de los productos considerados “de cálculo y tratamiento especial”; y (iii) trabajar en la generación de un sistema único de precios que incluya dichos cálculos”.

En su reporte inicial del 7 de febrero, el INE indicó que la electricidad subió un 3,0%, aportando 0,074 pp. a la variación del indicador general, y una variación anual de 17,2%.

Con la rectificación, aunque la inflación general se mantiene en 0,6%, según economistas consultados por Pulso el cambio no es menor, por cuanto el registro total en rigor pasó de 0,64 a 0,46%, estando a dos décimas de pasar el indicador a 0,5% por redondeo.

Asimismo, explicaron que el indicador es importante dado que hay contratos que se celebran en base a esa cifra, además de incidir en varias variables económicas y en los costos de la gente común, por lo que es importante que sea confiable. Además, llamaron a que el INE explique en profundidad qué fue lo que pasó, y afirmaron que este y otros errores evidencian la necesidad de que la entidad sea reestructurada y mejor financiada.

Desde el INE indicaron a dicho medio que “la situación se produce por una sobreestimación en el ajuste anual que se realiza al producto electricidad como cálculo”, sin especificar la causa del error en el cálculo.

La corrección llega a menos de un año de que en mayo de 2019 el INE reconociera otro error en el cálculo de las cifras del IPC registradas durante 2018, gatillando una polémica con denuncias de manipulación del indicador.