Internacional
Martes 20 marzo de 2018 | Publicado a las 14:07
Nicolas Sarkozy: los problemas judiciales de una figura clave de la derecha francesa
Publicado por: Diego Vera La información es de: Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Adulado por algunos, detestado por otros, el expresidente de Francia Nicolas Sarkozy (2007-2012) es un animal político que se mantiene como una figura central de la derecha francesa, pese a sus derrotas electorales y problemas con la justicia.

Con una posici√≥n de l√≠nea dura en inmigraci√≥n, islam y seguridad, Sarkozy, de 63 a√Īos, intent√≥ reconquistar el El√≠seo durante la campa√Īa presidencial del a√Īo pasado, cinco a√Īos despu√©s de que el socialista Fran√ßois Hollande se lo arrebatara.

Para ello, “Sarko”, como se lo conoce en Francia, trat√≥ de enterrar su imagen de “presidente de los ricos” y amante del “bling bling” que se forj√≥ durante su mandato, present√°ndose como “defensor de los venidos a menos contra las √©lites”. Pero la consigna “todo salvo Sarko” jug√≥ en su contra.

Los franceses le propinaron una humillante derrota, al dejarlo fuera de la carrera en la primera vuelta de las primarias del partido conservador, Los Republicanos (LR), en la que terminó detrás de François Fillon, quien fue su primer ministro.

“Ha llegado la hora para m√≠ de levantar m√°s pasi√≥n privada y menos pasi√≥n p√ļblica”, declar√≥ entonces, retir√°ndose de la primera l√≠nea de la pol√≠tica, pero sin dejar de influir en esa esfera, en la que entr√≥ en 1983.

Un a√Īo y medio despu√©s de su sonado rev√©s, Sarkozy ha multiplicado sus apariciones p√ļblicas en las √ļltimas semanas. Una muestra evidente de que “prepara su regreso” a la pol√≠tica, estim√≥ la semana pasada una fuente de LR, partido dentro del cual cada uno de sus gestos es analizado con lupa.

Problemas con la justicia

Citado en varios casos judiciales, sobre todo vinculados a la financiaci√≥n de su campa√Īa en 2007 y 2012, fue declarado inocente en cuatro de ellos e imputado en otros dos y podr√≠a terminar yendo a juicio.

Es tambi√©n objeto de una investigaci√≥n en curso por una presunta financiaci√≥n il√≠cita, proveniente de fondos libios, para su campa√Īa de 2007.

Nacido el 28 de enero de 1955, este hombre de corta estatura, moreno con ojos azules, apasionado por el f√ļtbol y el ciclismo, es at√≠pico en la clase pol√≠tica francesa.

No proviene de la gran burgues√≠a ni ha pasado por una gran universidad, contrariamente a la mayor√≠a de sus pares. Hijo de un inmigrante h√ļngaro, criado por su madre y su abuelo griego, se presenta como un “franc√©s de sangre mezclada”.

“Un ambicioso, que no duda de nada, sobre todo de s√≠ mismo”, dijo de √©l un d√≠a su predecesor Jacques Chirac, su primer mentor.

Alcalde a los 28 a√Īos de un rico suburbio de Par√≠s, Neuilly-sur-Seine, diputado a los 34, ministro a los 38, super√≥ todos los obst√°culos antes de ser elegido jefe de Estado a los 52 a√Īos, en su primer intento en 2007.

Durante su carrera, Sarkozy se forj√≥ una s√≥lida reputaci√≥n de personalidad en√©rgica. Pero sus detractores lo acusan de ser demasiado impulsivo y de haber desacralizado la funci√≥n presidencial, como cuando le grit√≥ “casse-toi pauvre con” (l√°rgate idiota) a un hombre que se neg√≥ a estrecharle la mano.

Su visibilidad mediática se debió también a su relación con la exmodelo y cantante Carla Bruni, con quien contrajo nupcias en 2008.

Criticado por su afición al dinero y el alarde de su vida privada, Sarkozy fue el primer presidente francés que se divorció durante su mandato, antes de casarse con Bruni, con quien tiene una hija. Tuvo otros tres hijos con sus dos primeras mujeres.

Tendencias Ahora