Notas
Nicaragua se alista para demandar con calma a Costa Rica en La Haya
Publicado por: Alberto Gonzalez
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Nicaragua se tomar√° su tiempo para llevar una demanda “bien fundamentada” a la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya por un diferendo lim√≠trofe con Costa Rica, que la acusa de da√Īo ambiental por el dragado de un r√≠o fronterizo, dijo el presidente Daniel Ortega.

“Nos tomaremos el tiempo que sea necesario, pero vamos a ir bien fundamentados, con todos los argumentos jur√≠dicos (..) a la Corte a denunciar la actitud de Costa Rica”, porque una “demanda no se prepara a la carrera”, afirm√≥ Ortega, la noche del s√°bado en Managua.

Seg√ļn el gobernante, “lo importante” no es quien presenta primero la denuncia ante la CIJ en este conflicto, sino “ir bien fundamentados, con todos los elementos jur√≠dicos y legales que existen en la materia” para ganar el juicio.

En ese sentido, consider√≥ que la decisi√≥n de Costa Rica de recurrir primero a la CIJ a reclamar derechos ya “juzgados” sobre el nicarag√ľense r√≠o San Juan, que bordea parte de la frontera com√ļn, fue una “actitud desesperada”.

“Creo que es una actitud desesperada porque van de nuevo a hablar de un caso ya juzgado”, por la CIJ en julio de 2009, dijo Ortega.

Costa Rica denunci√≥ el jueves a Nicaragua ante la CIJ por violaci√≥n de su soberan√≠a y da√Īos al medio ambiente con los trabajos de dragado que realiza desde el 18 de octubre por el r√≠o San Juan, y pidi√≥ que dicte medidas cautelares para detener la limpieza del afluente.

El dominio que Nicaragua tiene sobre el río fue establecido en un tratado limítrofe de 1858 y confirmado por dos posteriores laudos y el fallo de la CIJ.

Managua intentar√° ahora promover una acci√≥n definitiva ante la Corte para resolver de manera “integral” los eternos conflictos que ha tenido con San Jos√© a causa del r√≠o, inform√≥ el viernes el agente nicarag√ľense ante la CIJ, Carlos Arg√ľello.

Ortega tiene previsto reunirse el lunes con representantes de todos los poderes del Estado para afinar su posición ante la CIJ, en un juicio que podría costar siete millones de dólares a la empobrecida Nicaragua.

Entre otros, exigir√° el amojonamiento de la frontera, conforme al tratado de 1858, que ambos pa√≠ses interpretan a su manera, lo que provoc√≥ una disputa de soberan√≠a sobre una peque√Īa franja en el extremo este de la l√≠nea divisoria, y denuncias de incursi√≥n militar por parte de San Jos√©, que Managua rechaza.

Tendencias Ahora