Notas
El Papa defiende a la familia tradicional en multitudinaria misa en Zagreb
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El papa Benedicto XVI inst√≥ este domingo a los cat√≥licos a oponerse a la “desintegraci√≥n” de la familia tradicional y reclam√≥ “medidas legislativas” para ayudarla “en su tarea de engendrar y educar a los ni√Īos”, durante una multitudinaria misa en Zagreb.

“Desgraciadamente, no tenemos m√°s remedio que reconocer que la secularizaci√≥n, que culmina con la exclusi√≥n de Dios de la vida y la creciente desintegraci√≥n de la familia, se est√° difundiendo, en particular en Europa”, dijo Benedicto XVI.

“Queridas familias, ¬°tengan valor! ¬°No se rindan ante la mentalidad secularizadora que les propone vivir juntos para preparar el casamiento, o incluso para sustituirlo!”, afirm√≥ ante la multitud, evaluada por el Vaticano en 400.000 personas y por la televisi√≥n croata en 300.000.

El Papa tambi√©n inst√≥ a los creyentes a “afirmar que la vida humana es inviolable, desde la concepci√≥n hasta la muerte natural, y que la familia basada en el matrimonio tiene un valor irremplazable”.

Benedicto XVI tambi√©n subray√≥ “la necesidad de medidas legislativas que apoyen a las familias en su tarea de engendrar y educar a los ni√Īos”.

“Todos sabemos muy bien que la familia cristiana es una se√Īal especial de la presencia y del amor de Cristo y que tendr√° que cumplir un papel espec√≠fico e insustituible en la evangelizaci√≥n”, estim√≥.

“La familia cristiana siempre fue el primer camino para transmitir la fe”, asegur√≥ Benedicto XVI.

“Gracias a Dios, muchas familias cristianas van tomando cada vez m√°s conciencia de su vocaci√≥n misionera”, puntualiz√≥.

La misa tuvo lugar en el mismo lugar que la celebrada en 1994, durante la guerra de los Balcanes, por su predecesor Juan Pablo II.

El actual Papa, de 84 a√Īos de edad, lleg√≥ a la ceremonia con un poco de retraso y necesit√≥ ayuda para subir los escalones que llevaban al altar.

En el segundo y √ļltimo d√≠a de su visita a Croacia, el Papa tambi√©n visit√≥ la tumba del cardenal Alojzije Stepinac.

Stepinac fue beatificado por Juan Pablo II en 1998, pese a la controversia por su papel, calificado por algunos historiadores de timorato y c√≥mplice, desempe√Īado durante el r√©gimen croata pro-nazi de los Ustasha.

El Papa defini√≥ a Stepinac como “el defensor de los jud√≠os, de los ortodoxos y de todos los perseguidos” y ante su tumba, en presencia de obispos, salud√≥ su “s√≥lida conciencia cristiana”.

La asociaci√≥n de v√≠ctimas del Holocausto American Gathering of Holocaust Survivors and their Descendants estima por el contrario que, aunque “el papa tuvo raz√≥n en condenar al r√©gimen nefasto de los ustashi se equivoc√≥ rindiendo homenaje a uno de sus principales abogados”.

Durante el primer d√≠a de su visita, tambi√©n inst√≥ a los croatas a entrar con “alegr√≠a” en la Uni√≥n Europea (UE) y a ayudar a los europeos a valorar “su riqueza espiritual”, menoscabada por el “individualismo” y los “espacios privados”.

La conservadora Iglesia Cat√≥lica croata es muy influyente en este pa√≠s, a veces llamado “la Polonia del sur”.

Benedicto XVI no hab√≠a viajado al extranjero desde su estancia en Espa√Īa el pasado mes de noviembre. La visita a Croacia es su decimonoveno viaje al exterior.

Tendencias Ahora