Sociedad
Joven muere de c√°ncer luego que sus doctores ignoraran sus s√≠ntomas: “deje de googlear”
Publicado por: Guido Focacci
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Se trata de un triste caso en el ejercicio de la medicina, del que, sin embargo, puede extraerse una moraleja. Hablamos de una muerte que pudo ser evitada si es que los doctores hubieran escuchado y tomado en serio las preocupaciones del paciente.

Su propio m√©dico le dijo a Bronte Doyne, de 19 a√Īos de edad, que “deje de googlear” sus s√≠ntomas despu√©s de que junto a su familia la chica advirtiera sobre la posibilidad de que su c√°ncer de h√≠gado hubiera regresado.

Para cuando la readmitieron en el hospital en marzo del 2013, ya era demasiado tarde y murió 10 días después de ingresada. Habían transcurridos 16 meses del día en que primero buscó ayuda por la sospecha de apendicitis.

Hoy, dos a√Īos m√°s tarde, el hospital a cargo de su cuidado finalmente se disculp√≥ de manera formal con su familia por el error de comunicaci√≥n fatal que se cometi√≥.

La Paciente

Bronte era una joven de 18 a√Īos de edad cuando recibi√≥ la noticia horrorosa en 2011. Le dijeron que su dolor de est√≥mago fue en realidad causado por carcinoma hepatocelular fibrolamelar, un c√°ncer poco com√ļn, con no m√°s de 200 casos diagnosticados en todo el mundo cada a√Īo. Los cirujanos extrajeron parte de su h√≠gado y dieron por segura su recuperaci√≥n.

Pero, conforme a lo dicho por su madre, Lorraine Doyne, Bronte nunca mejoró. Allí comenzaron los intentos de llegar a los médicos para que presten atención a la salud de la chica, pero la familia fue ignorada.

Bronte y sus cercanos preguntaron acerca de las posibilidades de que el cáncer regresara. Fundamentaron sus dudas con información de internet dispuesta por la Fundación del Cáncer Fibrolamelar.

“No es s√≥lo un sitio web pat√©tico en Google, ha sido respaldado por la Casa Blanca en varias publicaciones y fue el √ļnico contacto que tuvimos para conseguir un poco de conciencia sobre esta enfermedad”, dijo Lorena Doyne. “Esa informaci√≥n fue desacreditada aqu√≠. Le dije al m√©dico que yo sab√≠a lo que estaba pasando con mi hija y que algo hab√≠a que hacer, pero me termin√≥ diciendo “dejar de googlear ‘”.

Redes Sociales

Redes Sociales

Los pr√≥ximos meses fueron un espiral en la salud de Bronte acompa√Īada de la reticencia por parte del personal que no la tomaba en serio. Sin embargo, el hospital ha aceptado la culpabilidad en la muerte de Bronte. “Pedimos disculpas por nuestra comunicaci√≥n con Bronte y su familia, se qued√≥ corta. No escuchamos con atenci√≥n suficiente. Debimos haber referido el apoyo de expertos disponibles en el Teenage Cancer Trust mucho antes”, dijo el director m√©dico del Hospital de la Universidad de Nottingham, Dr. Stephen Fowlie.

Seg√ļn inform√≥ el medio Medical Daily, la madre de Bronte y el hospital hoy est√°n trabajando juntos para asegurarse de que historias como la de su hija no vuelvan a ocurrir.

“Esto ha puesto la atenci√≥n en la forma en que la era de Internet y la disponibilidad de informaci√≥n pueden sostener cuestionamientos a la forma en que respondemos a los pacientes que ahora pueden estar muy bien informados”, dijo el director m√©dico de la instituci√≥n, Keith Girling.

Girling tambi√©n advierte que la inmensidad de la informaci√≥n en el Internet debe ser tomada con mesura tanto por los m√©dicos como por los pacientes. “Algunos sitios son inexactos o enga√Īosos y pueden dar falsas esperanzas o causar innecesarias angustias. Puede que no sean relevantes para las circunstancias cl√≠nicas de alg√ļn paciente, ya que pueden ser √ļnicas.”

Tendencias Ahora