Sociedad
Sábado 08 junio de 2019 | Publicado a las 17:07 · Actualizado a las 09:59
Los tres delincuentes que se fugaron de Alcatraz: un misterio que sigue sin resolverse tras 50 a√Īos
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Alcatraz fue un complejo penitenciario de alta seguridad que funcion√≥ entre 1934 y 1963 en un islote, que lleva el mismo nombre. Diversas historias se han creado en torno al car√°cter de inexpugnable para sus reos, no obstante, hasta hoy se cree que tres de ellos lograron escapar del lugar, hace ya 57 a√Īos.

Para el gobierno de Estados Unidos, Alcatraz era un lugar hasta el cual llegaban condenados por crímenes de terrorismo, violadores, narcotraficantes y líderes de mafias en su territorio.

No fue este el caso de Frank Morris, John Anglin y Clarence Anglin, quienes llegaron allí por robos a mano armada, posesión de drogas (Morris) y robar una serie de bancos (en el caso de los hermanos Anglin).

Los tres empezaron un peregrinar por varias c√°rceles de Estados Unidos desde la adolescencia. Si bien mostraban un buen comportamiento en los recintos penitenciarios, les era muy sencillo escapar.

También coincidieron en Alcatraz en 1960, donde compartieron una celda en el sector B (internos menos peligrosos) junto a Allen West. Desde ese entonces, los tres comenzaron a idear un plan que les permitiera salir de allí despistando a los guardias de seguridad.

Clarence y John Anglin | Wikimedia Commons
Clarence y John Anglin | Wikimedia Commons

Esto parti√≥ luego que Morris vio que la rejilla que daba ventilaci√≥n a la celda estaba con los tornillos sueltos, por lo que no se apretaba firme contra la pared, situaci√≥n que facilitaba a√ļn m√°s sus planes.

Fue as√≠ como los cuatro comenzaron a crear un t√ļnel a trav√©s del ducto de ventilaci√≥n, el cual los pudiese conectar con alguna de las salidas hacia el exterior. Los utensilios que ten√≠an a mano eran cucharas y tenedores que robaron desde la cocina.

Con ellos fueron removiendo trozos de cemento y tierra hasta construir un t√ļnel lo suficientemente grande que les permitiera conectarse con el conducto por el que se prove√≠a de ventilaci√≥n a los internos.

De acuerdo a un reportaje de la BBC, el agujero que construyeron en la celda era muy peque√Īo, por lo que los cuatro deb√≠an procurar tener un estado f√≠sico √≥ptimo para caber en el lugar. Por otro lado, el t√ļnel de conexi√≥n era pr√°cticamente de la mitad de su tama√Īo, lo que facilitaba las cosas.

Para ocultar su obra, los cuatro utilizaban posters y retratos personales. Al parecer, ning√ļn gendarme tuvo sospechas respecto al plan de escape, por lo que nunca tuvieron atenci√≥n personal de alg√ļn guardia.

De acuerdo a los archivos del FBI estadounidense, la creaci√≥n del t√ļnel de salida tard√≥ aproximadamente un mes, tiempo en el cual tambi√©n confeccionaron una balsa por medio de residuos de impermeables.

La idea era unir estas piezas por medio de tejidos, hasta que quedaran bien conexas y se pudieran inflar. Hasta el día de hoy, no se sabe si esta parte del plan funcionó.

Frank Morris | Wikimedia Commons
Frank Morris | Wikimedia Commons

Otra etapa consisti√≥ en crear r√©plicas de sus caras mediante papel mach√©, las cuales adornaron con pelo que ellos mismos se hab√≠an sacado en las √ļltimas semanas. La idea era despistar por completo a los guardias durante la noche.

La fuga se inició durante la noche del 11 de junio de 1962. Lo primero fue dejar en las almohadas de las camas las cabezas falsas, para hacer creer al resto que en realidad estaban durmiendo.

Luego inici√≥ la fase de ingresar en el peque√Īo agujero de la celda hasta el t√ļnel que hab√≠an construido. En esta parte desert√≥ Allen West, quien habr√≠a entrado en p√°nico antes de ejecutar el procedimiento.

No obstante, Morris y los hermanos Anglin estaban determinados a que el plan funcionara a plenitud, por lo que pasaron por el hoyo, caminaron por el t√ļnel hasta el ducto principal de ventilaci√≥n y salieron del penal por el agujero donde entraba el aire.

De acuerdo a un reportaje del medio espa√Īol El Mundo, todo era perfecto pero faltaba la parte clave, cruzar desde la isla hasta la ciudad m√°s cercana: San Francisco.

Desde ese momento la historia de esta fuga se volvi√≥ confusa y llena de vac√≠o. La raz√≥n es que el FBI, luego de una b√ļsqueda de a√Īos por todo Estados Unidos, nunca dio con el paradero final de los tres malechores.

El t√ļnel que usaron para escapar | Archivo FBI
El t√ļnel que usaron para escapar | Archivo FBI

Es por ello que el organismo gubernamental cerró la investigación en 1964. En ese momento se dictaminó que los tres habían muerto en el mar, tratando de cruzar hacia el estado de California.

Sin embargo, esta afirmaci√≥n contrasta con las averiguaciones que por a√Īos realiz√≥ el oficial de polic√≠a Michael Dyke, quien hasta el d√≠a de hoy ha investigado la desaparici√≥n de los tres sujetos.

Seg√ļn las investigaciones que ha llevado a cabo Dyke en los √ļltimos diez a√Īos, de la larga lista de fallecidos que han existido en el golfo de San Francisco en el √ļltimo ciclo, se han logrado recuperar 2/3 de los cuerpos, muchos de ellos incluso quedaron flotando en el agua.

Bajo esta lógica, el detective estima que si los tres maleantes murieron en el lugar, al menos dos cuerpos debieron haberse recuperado el 12 de junio de 1962, situación que nunca ocurrió.

Hasta el d√≠a de hoy las √ļnicas pistas que recab√≥ el FBI se obtuvieron luego de interrogar a Allen West, el √ļnico que qued√≥ en la celda aquella noche. Desde ah√≠ supieron cual hab√≠a sido el t√ļnel que ocup√≥ el grupo para escapar y c√≥mo hab√≠an logrado burlar a los guardias.

Yo me escapé de Alcatraz

El caso se archiv√≥ como uno de los enigmas policiales estadounidenses, hasta que en 2013 la polic√≠a de San Francisco report√≥ haber recibido una carta firmada por una persona que dec√≠a llamarse John Anglin (uno de los fugitivos). En ella se expresaba que los tres hab√≠an logrado la haza√Īa.

De inmediato el FBI reabrió la investigación por las tres desapariciones, aunque no dieron a conocer el contenido de la carta hasta 2018, cuando fue publicada en varios medios internacionales.

“Mi nombre es John Anglin. Escap√© de Alcatraz en junio de 1962 con mi hermano Clarence y Frank Morris. Tengo 83 a√Īos y estoy enfermo. Tengo c√°ncer. S√≠, lo logramos todos, ¬°pero a duras penas!”, comenz√≥ el relato.

En la segunda parte del escrito del supuesto Anglin, el hombre indica que Morris hab√≠a fallecido en 2008 a causa de “una enfermedad mortal” y su hermano habr√≠a tenido el mismo final en 2011, sin especificar causa.

No obstante, lo que causó mayor sorpresa en ese momento fue que el remitente evidenció deseos de volver a su país, a pesar de saber que iba a ser encarcelado nuevamente, aunque puso algunas condiciones.

Carta de John Anglin | Archivo FBI
Carta de John Anglin | Archivo FBI

“Si anuncian en televisi√≥n que no ir√© a prisi√≥n durante m√°s de un a√Īo y que recibir√© atenci√≥n m√©dica, les escribir√© dici√©ndoles d√≥nde estoy”, puntualiz√≥.

Semanas después de la recepción, el FBI ordenó un estudio grafológico de la misiva y comparó las letras expuestas con la de los tres prófugos. Aquel análisis no entregó pruebas concluyentes, por lo que se volvió a archivar el caso.

Hasta hoy, quienes aseguran que Morris y los Anglin lograron escapar establecen que la madre de los hermanos recibi√≥, desde 1962 en adelante, dos ramos de rosas para su cumplea√Īos, los cuales ven√≠an desde un remitente desconocido.

Sin ir más lejos, este caso está declarado como uno de los enigmas policiales estadounidenses sin resolver en siglo XX. Tal ha sido su fama que en 1979 se estrenó una película basada en los ocurrido, la cual se llamó La fuga de Alcatraz.

Los protagonistas fueron Clint Eastwood como Frank Morris, Fred Ward en el rol de John Anglin y Jack Thibeau como Clarence Anglin.

Tendencias Ahora