Artes y Cultura
Jueves 23 mayo de 2019 | Publicado a las 18:07 · Actualizado a las 10:56
La Madre de las Cenizas: reflexión sobre el destino final de Daenerys Targaryen
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Daenerys de la Tormenta de la Casa Targaryen, heredera leg√≠tima del Trono deHierro, reina de los √Āndalos y los Primeros Hombres, Protectora de los Siete Reinos, Madre de Dragones, La Khaleesi del Gran Mar Verde, la que no arde, la Rompecadenas…la Enamorada de Jon Snow, la Destructora de Desembarco del Rey, la Verdadera Tiranade Poniente… ¬ŅCu√°l es el legado de uno de los personajes femeninos m√°s emblem√°ticos delos √ļltimos a√Īos?

El pasado 19 de mayo llegó a su fin Game of Thrones, la aclamada serie de HBO que a lo largo de 8 temporadas se transformó en un portentoso fenómeno cultural. La superproducción de David Benioff y D. B. Weiss no solo significó un punto de inflexión en la manera de recepcionar el entretenimiento televisivo, sino también un hito en el traslado de la cinematografía al plano doméstico.

Sin embargo, más allá de los sofisticados y meritorios aspectos técnicos de la narración -como sus locaciones, decorados, vestuario, maquillaje, banda sonora o efectos visuales- la historia se sostiene fundamentalmente por sus personajes. Si bien muchos de ellos son sombras de antiguos estereotipos de la fantasía épica, en el imaginario se G.R.R. Martin (de raíz) se reformulan como individuos repletos de carencias y deseos mundanos, idea que se legitima todavía más en la adaptación de HBO.

Daenerys en la temporada 1 de "Game of Thrones"
Daenerys en la temporada 1 de “Game of Thrones”

En el mundo de Game of Thrones la psiquis es moldeable, evolutiva, impredecible, nunca estática. El individuo es presentado con toda su complejidad de medias tintas, sin abanderamientos concretos, motivado solo por una inestable idea de poder que seres quebraja continuamente. En medio de este complejo universo emerge Daenerys Targaryen, la que hasta la sexta temporada se erguía como la heredera legítima al codiciado Trono de Hierro.

A diferencia de otros personajes femeninos de la ficci√≥n como Arya y Sansa Stark, Melisandre o Margaery Tyrell, Daenerys es la √ļnica que desde un comienzo encarna los ideales heroicos heredados de la tradici√≥n cl√°sica, tanto en la constituci√≥n de su consciencia individual como en la praxis.

En ella convergen dos elementos fundamentales de la épica: el emprendimiento de un viaje y el afán fundacional. El primero se manifiesta a través de la travesía que Daenerys realiza desde la muerte de Khal Drogo y su bautismo de fuego y el segundo, desde la liberación de los inmaculados en Astapor y la abolición de la esclavitud en Meereen. El proceso de aprendizaje de la Khaleesi radica en legitimarse como gobernante de los Siete Reinos y entender que su gesta heroica conllevará a una refundación social, extirpando el dominio tiránico de Cersei Lannister e instaurando un nuevo orden.

Captura | HBO
Captura | HBO

Sin embargo, al llegar a Poniente junto a su ej√©rcito y sus hijos-dragones en la s√©ptima temporada, comienza a resquebrajarse aquel ideal de justicia y el renovado concepto de heroicidad que los realizadores ven√≠an potenciando desde un inicio. Luego de una acelerada uni√≥n de arcos narrativos en funci√≥n de la guerra contra el Rey de la Noche,en la octava y √ļltima temporada se diluye por completo el contenido po√©tico del viaje de Denearys, transformando su gesta en un err√°tico y emocional ajuste de cuentas, en donde el lema ‚Äúfuego y sangre‚ÄĚ se convierte en sin√≥nimo caos y destrucci√≥n sin sentido.

Entonces ¬Ņa qu√© se debe la ca√≠da estrepitosa de Daenerys? Creo que m√°s que un planeado giro argumental, es la confirmaci√≥n de un discurso enraizado en los cimientos de la ficci√≥n contempor√°nea: el estancamiento de una rueda imposible de quebrar, la legitimidad de un poder impl√≠cito que no admite fisuras. Es sumamente interesante observar c√≥mo el sentido del deber (y por ende, de la raz√≥n) recae finalmente en Jon, quien se ve obligado a desmoronar lo nuevo y a preservar los ideales vedados, para luego abrazar la libertad junto a los Salvajes y coronarse como su nuevo rey.

Daenerys, por el contrario, se pierde en la lejan√≠a junto a Drogon dejando detr√°s de s√≠ una historia convertida en cenizas. ¬ŅNos regocijamos al contemplar la muerte de un personaje reducido simplemente a la locura? ¬ŅEs loable la aniquilaci√≥n de dos reinas sobre la base de sus emociones? ¬ŅSigue siendo el sentimentalismo el rasgo distintivo de lo femenino? Renacer del fuego para luego sucumbir ante el pu√Īal del ser amado, m√°s que una forzada interpretaci√≥n shakespereana es un fallido intento por representar la justicia y el orden; orden que al fin y al cabo recae en l omasculino, ya sea enano, bastardo o lisiado.

Jes√ļs Diamantino Vald√©s
Profesor Universidad Adolfo Ib√°√Īez
Instagram: @mesiasdiamantino

Tendencias Ahora