Vida Actual
Jueves 21 junio de 2018 | Publicado a las 09:04
Zapatillas de lujo: la moda contagiosa que cala fuerte en los jóvenes... y no tan jóvenes
Publicado por: Denisse Charpentier La información es de: Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Christian, de 10 a√Īos, tiene 20 pares de zapatillas deportivas de lujo en los armarios de su habitaci√≥n en los suburbios de Nueva York. Maxance, que acaba de cumplir 14 a√Īos, pidi√≥ sin √©xito a sus padres un par de Adidas de 800 d√≥lares para su cumplea√Īos.

“Estamos en un mundo en el cual las zapatillas son casi obras de arte”, dice este adolescente neoyorquino.

Estamos tambi√©n en un mundo en el cual el calzado deportivo fruto de colaboraciones entre marcas deportivas, marcas de lujo, raperos y atletas s√ļper conocidos, muchas veces ediciones limitadas a unos miles de pares, se han convertido en un elemento esencial del guardarropas masculino, tanto para adolescentes como para cuarentones.

KicksOnFire.com
KicksOnFire.com

Las zapatillas pueden venderse a varias decenas de miles de d√≥lares, como un modelo rar√≠simo Air Jordan 11 Retro “Jeter”, que se negociaba estas √ļltimas semanas en torno a los 50.000 d√≥lares (31,9 millones de pesos).

Se compran de segunda o tercera mano, esencialmente por internet pero también en tiendas muy elegantes por ejemplo en Nueva York, una de las capitales mundiales de esta floreciente cultura de las zapatillas.

La compra y reventa de calzado deportivo no es un fen√≥meno nuevo, sin embargo. Comenz√≥ en los a√Īos 1990, con los primeros Air Jordan fabricados para Nike por la leyenda del b√°squetbol Michael Jordan, que se convirtieron r√°pidamente en objetos de colecci√≥n, y se amplific√≥ en internet en la d√©cada del 2000 con la llegada del sitio de subastas en l√≠nea eBay.

Nike
Nike

¬ŅUna fracci√≥n del mercado?

Impulsado por las celebridades y los “influencers” en las redes sociales y la omnipresencia de la cultura del rap, el mercado se ampli√≥ al mundo entero y prospera en Estados Unidos, en Europa y en Asia.

Desde 2016, incluso posee su propia bolsa v√≠a el sitio “StockX“.

Nadie conoce exactamente su tama√Īo, explica Matt Powell, analista del mercado deportivo para el bufete estadounidense NPD, aunque atraviesa “un buen crecimiento”.

Aunque se estructura en torno a algunos grandes profesionales, es alimentado por una multitud de peque√Īos revendedores para quienes esta actividad constituye un complemento de ingresos dif√≠cil de evaluar.

“Algunos lo estiman en cerca de 1.000 millones de d√≥lares, lo cual es una fracci√≥n del mercado de las zapatillas deportivas”, que alcanz√≥ los 38.000 millones en Estados Unidos y cerca de 100.000 millones en el mundo en 2017, subraya Powell.

Pero John McPheters, presidente y cofundador del sitio Stadium Goods, que abrió a fines de 2015 en SoHo y es una de las tiendas de zapatillas de Nueva York que está más de moda, considera que estas estimaciones son muy inferiores a la realidad.

En total, Stadium Goods vendi√≥ zapatillas por m√°s de 100 millones de d√≥lares en 2017, dijo McPheters. Y las ventas est√°n en alza de “100 a 200%” este a√Īo, en un mercado “saneado” sobre todo por los “certificados de autenticidad” que garantizan que los modelos no son falsificados, afirm√≥.

John McPheters | Don Emmert | Agence France Presse
John McPheters | Don Emmert | Agence France Presse

“Hoy solo ara√Īamos la superficie de un mercado que ser√° bastante m√°s importante en los a√Īos venideros”, predijo este empresario de 38 a√Īos.

Los proyectos de Stadium Goods son testimonio del crecimiento y de una mundialización del mercado.

A por las mujeres

Aunque las ventas por internet representan a√ļn un 90% de la facturaci√≥n, la empresa proyecta abrir en los pr√≥ximos meses varias otras tiendas, en Estados Unidos y en el extranjero.

China “es actualmente nuestro segundo mercado”, dice McPheters. Y gracias a una colaboraci√≥n con el sitio de lujo en l√≠nea FarFetch, espera penetrar pronto en el mercado ruso.

Matt Troisi, de 29 a√Īos, que frecuenta asiduamente Stadium Goods y es un comprador-revendedor experimentado con unos 300 pares de zapatillas, est√° convencido de que el mercado es enorme.

Gana de 25.000 a 35.000 d√≥lares por a√Īo negociando zapatillas. O sea la mitad de su sueldo de gerente para el grupo de restauraci√≥n Tao, donde se codea con celebridades que facilitan su acceso a ediciones limitadas.

“Nosotros, los hombres, no estamos siempre en el top de la moda (…) Podemos tener cero estilo en vestimenta, solo un buen par de zapatillas y est√° bien, ¬°estamos vestidos!”, dice riendo, calzado con un par de Nike que conmemoran el alunizaje de 1969, un modelo que hoy se cotiza a unos 1.000 d√≥lares.

Para McPheters, una de las claves del futuro crecimiento est√° justamente en atraer m√°s mujeres a este mundo.

“Es uno de los problemas del sector”, sostiene. “Las marcas intentan desde hace tiempo atraer a mujeres con cordones rosas y colores ‘femeninos’, mientras ellas quieren los mismos productos que los hombres”.

“En los pr√≥ximos meses, trabajaremos sobre maneras innovadoras de presentar nuestros productos, pensando sobre todo en las mujeres”, cuenta.

I’m so into you I can barely breathe

A post shared by L I L Y őõ L I C E L O U I S E (@lilyalicelouise) on

Tendencias Ahora