La calima, el extraño polvo que está de visita en los cielos de América por estos días

Créditos: Yamil Lage | Agence France-Presse
Por Emilio Lara
La información es de Deutsche Welle

La información es de Deutsche Welle

Jueves 25 junio de 2020 | Publicado a las 19:24

visitas
visitas

La calima, una nube de polvo proveniente del Sahara, es un fenómeno que ocurre todos los años.

El domingo arribó al Caribe y en su hoja de ruta tiene como destino países del centro de América, México y finalmente el sur de Estados Unidos.

Esa jornada, las autoridades de Puerto Rico advirtieron a la población sobre los riesgos de este material, en especial para las personas que tienen problemas respiratorios.

En concreto, este fenómeno hace que los amaneceres y atardeceres se tiñan de un color rojizo intenso.

Lo anterior, ya que este suceso meteorológico consiste en la presencia de pequeñas partículas de polvo, ceniza, arcilla o arena en la atmósfera.

Específicamente, se trata de una masa de aire muy seca que se forma en el desierto del Sahara, principalmente en verano, y se mueve hacia el Océano Atlántico.

No solo puede cubrir un área equivalente a la de Estados Unidos, sino que también puede extenderse verticalmente entre 1.500 y 6.000 metros de altura.

Tipos de calima

Pero la calima no es una sola, hay dos tipos. Cuando se forma con polvo, sales o elementos propios del ambiente, es conocida como calima de tipo A.

Por su parte, la tipo B se debe a la contaminación o a los incendios forestales.

Todos los años, el polvo del Sahara llega al Caribe. Pero para muchos pasa desapercibido. La cantidad de polvo que llegue depende de la intensidad de los vientos.

Cuando el cielo se cubre por la calima, la visibilidad disminuye y se irritan los ojos, la garganta y la nariz.

Si la nube de polvo es muy densa y permanece durante muchos días, las personas pueden experimentar broncoespasmos y dificultad para respirar.

Pese a todo lo anterior, la calima es una buena noticia para el medioambiente.

Aquello puesto que las partículas de polvo en la superficie son una fuente de nutrientes para el ecosistema.

La calima proveniente del Sahara no solo fertiliza los bosques del Amazonas, sino que al mismo tiempo el hierro y el fósforo que transporta favorecen la biomasa marina.

Ver los comentarios

Lo último