Nacional
Viernes 28 diciembre de 2018 | Publicado a las 18:59
Familiares de joven asesinada en una protesta en dictadura presentan querella en corte de Valparaíso
Por Manuel Cabrera
La información es de Eduardo Macias
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El mediodía de este viernes familiares de Carmen Gloria Larenas, estudiante asesinada en Valparaíso durante una protesta en 1983, llegó hasta la Corte de Apelaciones Valparaíso para querellarse en contra de dos exagentes de la CNI, entre ellos Carlos Herrera, quien actualmente cumple cadena perpetua en el penal de Punta Peuco por el crimen de Tucapel Jiménez.

El también exoficial de la Armada, está involucrado en al menos 8 causas de derechos humanos ocurridas durante la dictadura.

En concreto, la acción acusatoria presentada es una querella por homicidio calificado en contra de los exoficiales de este estamento, Sergio Echeverría y Carlos Herrera.

Puntualmente, este caso se trata de la muerte de la joven de 19 a√Īos que pertenec√≠a a las Juventudes Comunistas, con las que particip√≥ el 18 de julio de 1983 en uno de los masivos cacerolazos que durante esa jornada se realizaron en el pa√≠s.

As√≠ lo se√Īal√≥ la abogada querellante de este caso, Carolina Cubillos, quien detall√≥ que ambos exmilitares eran parte de la Central Nacional de Informaciones (CNI), y cuyo rol -pres√ļntamente- era la desarticulaci√≥n de agrupaciones pol√≠ticas como en las que participaba la mujer, por lo que el libelo acusatorio tambi√©n es por el delito de asociaci√≥n il√≠cita.

El día del hecho, ocurrió una manifestación en la que participaba la joven en el sector del Cerro Esperanza de Valparaíso, la que fue abruptamente interrumpida por dos vehículos, desde donde un grupo de agentes de la CNI habrían abierto fuego sin provocación alguna en contra de los asistentes.

Uno de esos disparos impactó a la joven, quien falleció en el lugar.

Conversamos con Benjam√≠n Larenas, hermano de la estudiante que por ese entonces cursaba cuarto medio en el Liceo T√©cnico A‚Äď24 de esta comuna, quien relat√≥ pasajes de ese dia y el presunto rol del oficial m√°s conocido de los dos acusados que es Carlos Alberto Herrera, quien seg√ļn su versi√≥n habr√≠a tenido autor√≠a intelectual en este hecho, por ser √©l quien dirig√≠a las acciones de este organismo represor en la comuna.

La presunción de esta autoría intelectual se fundamenta en parte de los antecedentes que ya tiene Herrera, que también es investigado en -al menos- 8 causas de derechos humanos ocurridas en dictadura.

Incluso, también se le apunta como autor de vejaciones sexuales y torturas ocurridas en La Calera en 1980, precisamente contra jóvenes miembros del Partido Comunista.

Asimismo, habl√≥ de este supuesto ‚Äúpacto de silencio‚ÄĚ que existir√≠a entre decenas de exmilitares involucrados en cr√≠menes ocurridos en esa √©poca.

El 26 de julio pasado, Herrera fue a declarar por estas otras causas a la Corte de Apelaciones porte√Īa, llegando con un fuerte resguardo de Gendarmer√≠a e incluso con chaleco antibalas.

Ahora resta ver si se acoge a tr√°mite esta querella, presentada en la Corte porte√Īa, lugar hasta donde lleg√≥ la familia de la joven asesinada en compa√Ī√≠a de una serie de manifestantes, quienes desplegaron pancartas en el sector de la Plaza de la Justicia de Valpara√≠so de manera pac√≠fica.

Tendencias Ahora