Tecnología
Autoridades indagan hallazgo de meteoritos en el norte de Chile
Publicado por: Comunicado de Prensa
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El Servicio Nacional de Geolog√≠a y Miner√≠a (Sernageomin) inform√≥ el hallazgo de dos nuevos meteoritos en el Desierto de Atacama, de 30 y 300 gramos cada uno, con tama√Īos entre 4 y 10 cm de largo en el mayor de sus ejes, del tipo rocoso.

Tras los an√°lisis en el Laboratorio Qu√≠mico del Sernageomin, se estableci√≥ que los espec√≠menes tienen los componentes t√≠picos de los condritos, minerales ferromagnesianos silicatados, aleaciones de hierro-niquel y sulfuros de hierro, entre otros. Seg√ļn se inform√≥, el material extraterrestre fue descubierto durante el trabajo en terreno para la elaboraci√≥n del Mapa de Geolog√≠a B√°sica de Chile.

El director nacional de la instituci√≥n, Rodrigo √Ālvarez Seguel, indic√≥ que el material relevante “incrementa la colecci√≥n nacional de meteoritos, presente en varias instituciones y personas, y nutre el conocimiento t√©cnico que se puede aportar al pa√≠s respecto de este tipo de muestras geol√≥gicas y su relaci√≥n con la superficie donde fueron encontradas”.

“Como instituci√≥n, ya estamos elaborando un protocolo de b√ļsqueda y recuperaci√≥n de meteoritos para as√≠ propiciar la incorporaci√≥n de esta informaci√≥n a la cartograf√≠a geol√≥gica. La idea es potenciar el lugar del pa√≠s en las ciencias geol√≥gico-planetarias e interactuar con otras entidades de vanguardia‚ÄĚ.

Recientemente, la colecci√≥n de Chile, albergada en diversas entidades, super√≥ a la de Argentina, con lo cual se convirti√≥ en la m√°s abundante de Sudam√©rica, pasando de 60 a 500 espec√≠menes desde el a√Īo 2000 a la fecha. Pese a ello, la normativa no explicita la propiedad de los meteoritos, con lo cual se ha generado un mercado negro de estos objetos, que entre coleccionistas y curiosos pueden alcanzar los 3.000 euros ($2,2 millones). Incluso es posible encontrar relojes fabricados de este material.

Sernageomin

Sernageomin

El ge√≥logo Leonardo Baeza Bravo, de la Unidad de Geoqu√≠mica del Sernageomin, especific√≥ que los meteoritos fueron encontrados en las cercan√≠as de la localidad de Paposo, en la cordillera de la Costa, en el desierto de Atacama. “Se trata de elementos valiosos, no tanto por su tasaci√≥n en el mercado negro, sino por constituirse en una evidencia cient√≠fica que incluso, dependiendo de su tipo, puede dar pistas sobre el origen de la vida”, explic√≥.

Para desentra√Īar conocimientos del hallazgo, se trabaja bajo la hip√≥tesis de que la proveniencia de este material en el Cintur√≥n de Asteroides, el planeta Marte, la Luna y los cometas, convierte a los meteoritos en una fuente de informaci√≥n sobre el origen e historia temprana del Sistema Solar. ‚ÄúEstas piezas son utilizadas para determinar la edad del Sol y los planetas y sirven para la comprensi√≥n del origen y evoluci√≥n de la nebulosa solar‚ÄĚ, indic√≥ la instituci√≥n.

Al respecto, explican en el Sernageomin, la teoría moderna sobre el origen del sistema solar y de la diferenciación interna de los planetas terrestres (Mercurio, Venus, Tierra, Marte) está basada, en gran parte, sobre el estudio de meteoritos. Estos hallazgos también permiten estudiar el origen del agua y de la vida.

Los expertos se√Īalan que adem√°s de la informaci√≥n intr√≠nseca que se puede extraer de los meteoritos, en el caso de los encontrados en Atacama, se podr√≠a obtener informaci√≥n complementaria que permitir√≠a incrementar el conocimiento sobre estas antiguas superficies des√©rticas, y as√≠ entender de mejor forma procesos geomorfol√≥gico-clim√°ticos imperantes durante miles de a√Īos. Todo esto enriquecer√≠a la informaci√≥n asociada a los mapas geol√≥gicos que elabora el Sernageomin.

Se estima que el 70% de los meteoritos caen en el oc√©ano y no pueden ser recuperados, mientras que el otro 30% se reparte uniforme y aleatoriamente sobre las superficies de todos continentes. Sin embargo, hay lugares que re√ļnen condiciones favorables para su recuperaci√≥n, como los desiertos fr√≠os o calientes (la Ant√°rtica o Atacama, por ejemplo) donde las superficies son estables en t√©rminos erosivos.

Tendencias Ahora