Internacional
Antirefugiados endurecen su postura tras los atentados de París
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Los partidarios de un endurecimiento de la política de acogida de refugiados endurecen su postura en Europa tras los atentados de París, a pesar de los llamados a no confundir migrantes y yihadistas.

Seg√ļn los investigadores franceses, las huellas dactilares de uno de los autores de los ataques del viernes en las inmediaciones del Estadio de Francia, cerca del cual se encontr√≥ un pasaporte sirio, coinciden con las de un hombre registrado el mes pasado en Grecia.

Hungr√≠a, que cerr√≥ sus fronteras para impedir que los migrantes que vienen por la ruta de los Balcanes pasen por su territorio, se apresur√≥ a establecer una relaci√≥n. Su primer ministro, Viktor Orban, denunci√≥ este lunes a los terroristas que “explotaron las migraciones masivas” mezcl√°ndose con las olas de migrantes.

Algunos diputados conservadores bávaros, aliados de la canciller Angela Merkel pero muy críticos con su política migratoria de apertura, también vincularon la cuestión de los refugiados al terrorismo.

El ministro regional de Finanzas, Markus Soder, estim√≥ que “Par√≠s lo ha cambiado todo”. Pretender que no hay terroristas de la organizaci√≥n Estado Isl√°mico entre los refugiados que vienen a Europa es “ingenuo”.

Entre las voces m√°s duras en Europa figuran pa√≠ses que no est√°n, sin embargo, en primera l√≠nea de la acogida de refugiados como Francia, donde la l√≠der de extrema derecha llam√≥ al “cese inmediato” de las llegadas, o Polonia.

Marine Le Pen subray√≥, sin esperar los resultados de la investigaci√≥n, que los temores de que terroristas potenciales se mezclen con los migrantes era “una realidad desgraciadamente concretada”.

Con un nuevo gobierno conservador y euroescéptico, Polonia amenaza con endurecer su postura. Su nuevo ministro de Relaciones Exteriores, Witold Waszczykowski, propuso reenviar a los sirios a pelear en su casa.

Quienes toman v√≠as mar√≠timas muy peligrosas para llegar a Europa, “saltan de sus botes neum√°ticos con su iPad en la mano” y buscan en primer lugar recargar su tel√©fono m√≥vil, podr√≠an igual volver a combatir al EI en su pa√≠s”, estim√≥.

M√°s de 800.000 migrantes llegaron a Europa por mar en lo que va de a√Īo, la mayor√≠a desde Oriente Medio, y Alemania calcula que acoger√° casi un mill√≥n de refugiados este a√Īo.

Antes incluso de los atentados de París, la mayoría de los países que los refugiados deben cruzar en Europa oriental trataron de rechazarlos levantando vallas u orientándolos hacia países vecinos.

Y en Estados Unidos, dos estados, Alabama y Michigan, rechazaron acoger refugiados con la esperanza de evitar atentados. Washington acepta muy pocos sirios en su territorio.

En Alemania, los partidarios del cierre de fronteras se hacen oír tras los atentados de París, que dejaron 129 muertos y 350 heridos.

El movimiento antiisl√°mico alem√°n Pegida, que desde hace un a√Īo carga contra los musulmanes, convoc√≥ una manifestaci√≥n para este lunes por la noche en Dresde, que congreg√≥ a unas 10.000 personas.

Los organizadores, que ya se hab√≠an movilizado despu√©s de los ataques de enero en la capital francesa contra la revista sat√≠rica Charlie Hebdo y un supermercado jud√≠o, consideraron que atentados similares eran inevitables en Alemania “si no se detiene la avalancha de solicitantes de asilo”.

Desde hace semanas, Pegida denuncia la política de puertas abiertas que defiende la canciller Angela Merkel, y movilizó a hasta 20.000 personas a finales de octubre coincidiendo con su primer aniversario.

Varios ministros del gobierno, entre ellos la titular de Defensa, Ursula von der Leyen, pidieron sin embargo este lunes a los alemanes que no hicieran incurrieran en confusiones.

En el mismo sentido fue un mensaje del presidente estadounidense Barack Obama, quien pidi√≥ este lunes “no asimilar el tema de los refugiados al del terrorismo”. “La gente que huye de Siria es la m√°s afectada por el terrorismo, la m√°s vulnerable”, dijo, al t√©rmino de la cumbre del G20.

Tendencias Ahora