Sociedad


La pregunta que deberías hacer en cada entrevista de trabajo: darás la mejor impresión

Jonathan Mueller (CC) Flickr
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Por más confianza en ti mismo que tengas, las entrevistas de trabajo siempre son un momento que nos provoca incertidumbre. ¿Causaré buena impresión?, ¿Seré lo que buscan?, ¿Responderé lo correcto? son sólo algunas de las preguntas recurrentes que nos acechan en ese momento.

Pero aunque el inicio de la entrevista sea un poco torpe, puedes dejar una buena impresión si en lugar de sólo responder las interrogantes que te hicieron, eres capaz de tú también plantear una pregunta que -de paso- también será útil para ti.

Según rescató el portal Gizmodo, Marshall Darr, experto en gestión de personal en la compañía de servicios financieros Gusto, cree que una buena idea es que luego de que te hagan todas las preguntas y la entrevista esté por finalizar, hagas tú una pregunta a tu entrevistador.

Y es ésta: “¿Cuál es el mejor momento que recuerdas trabajando para esta empresa?”

Darr dice que parece una duda inocente y poco relevante, pero en realidad puede ofrecerte un panorama diferente e interesante de cómo es la compañía en la que aspiras trabajar.

Si la persona que te está entrevistando es quien sería tu jefe, mucho mejor, porque así lo conocerás mejor y sabrás cuál es su concepto de éxito en el trabajo.

La respuesta te dará una mirada íntima sobre lo que valoran en esa empresa. Las respuestas a estas preguntas me han enseñado más sobre las personas con las que potencialmente estaría trabajando. Al responder a esta pregunta, un gerente de contratación te dará su definición muy personal de éxito y, por extensión, qué tipo de logro es el que más valoran. Si su estructura de valor no se alinea con la tuya, tal vez esta no es la persona con la que deberías estar trabajando”, plantea Darr en el portal especializado en temas laborales Medium.

Además, cuando haces que la persona rememore algo agradable, la conversación añadirá un tono de más confianza y cordialidad, lo que dejará una buena sensación del momento en que estuviste ahí.

“Cuando consigues que alguien comparta su recuerdo más afectuoso de su carrera contigo, esa conversación se empareja con esas emociones, inconscientemente. Y si estás compitiendo contra decenas de otras contrataciones potenciales, ese poco de cariño hará que te recuerde y podría ser la diferencia entre que te llame o te olvide“, señala.

Ahora, ¿qué pasa cuándo la persona no sabe qué responder a tu pregunta? Bueno, tal vez deberías pensar bien si es que realmente quieres estar en esa empresa, porque si el jefe o trabajador que te entrevista no puede recordar un buen momento allí es una pésima señal. Probablemente no está feliz ahí o los logros no se reconocen.

“Si no pueden pensar en uno, debes reevaluar si deseas trabajar para esa empresa. Esto debe ser una enorme bandera roja, especialmente si la persona que te entrevistó era un jefe. Mostrar una incapacidad para reflejar con cariño sus logros significa que probablemente no presta mucha atención a reconocerlos en los demás”, afirma Darr.

Cómo responder a la temida pregunta “¿Por qué quieres este trabajo?”

“¿Por qué quieres este trabajo?” es una de las preguntas más temidas de los postulantes a un empleo, pues mientras unos no saben cómo hilar una respuesta coherente, otros creen que su respuesta puede no ser la adecuada.

Lo cierto es que es casi seguro que te planteen esta interrogante -o una similar- cuando estás en medio de una entrevista laboral.

Así lo afirma Lily Zhang, especialista en desarrollo profesional en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), quien escribió una columna en el portal de empleo The Muse, donde explica 3 pasos para responder correctamente a esta pregunta.

1: Expresa entusiasmo por la compañía

Zhang dice que esta consulta es una “excelente oportunidad para que puedas mostrar lo que sabes sobre la empresa. Puedes hablar todo el día sobre lo emocionado que estás por estar a punto de unirte al equipo, pero no será realmente suficiente si no sabes una cosa o dos en torno al lugar donde postulas”.

Por ello, es fundamental que antes de la entrevista te prepares y averigües sobre la firma, seleccionando algunos de los factores claves que te sirvan a la hora de postular al empleo.

Por ejemplo, dice la experta, puedes decir que te llamó la atención que esta empresa haya sido catalogada por tal ente como la mejor en el rubro. O sí es una empresa pequeña, decir que admiras cómo un equipo de pocas personas pudo lograr tales resultados y destacarse en un asunto en particular.

“Especialmente con las empresas más pequeñas, siempre es impresionante cuando un candidato sabe una cosa o dos acerca de lo que sucede en la firma. Y lo mejor de esto es que rara vez requiere más que revisar la página web de la compañía o conversar rápidamente con un empleado actual o que ya se fue, para aprender lo suficiente y sonar como si has seguido el trabajo de la empresa por un tiempo”, explica.

2. Alinea tus habilidades y experiencias

“Hay dos maneras de hacer esto: Puedes centrarte más en tus experiencias (lo que has hecho antes y que te trae a este punto) o tus habilidades (especialmente si es útil para la posición)”, explica Lily.

La especialista recomienda “tratar de identificar qué implica la parte principal de la función, además de un par de las ‘competencias deseadas’ en la descripción del trabajo, y asegúrate de hablar de ello”.

En esta línea, luego de mencionar de lo emocionado que estás por eventualmente unirte a la compañía, explica que lo que más te interesó fue la oportunidad de combinar tus habilidades como profesional (se específico) y tu experiencia en cierto rubro (también sé específico).

Eso sí, procura ser breve, porque es probable que durante la entrevista tengas oportunidad de detallar cómo adquiriste tus habilidades o tu experiencia.

3. Conexión con la trayectoria que quieres que siga tu carrera

“Por último, si quieres mostrar que el puesto tiene sentido para dónde va tu carrera, idealmente no des la impresión de que estás usando el trabajo sólo como punto de partida. Demuestra que pretendes estar en el largo plazo ahí, y así tu entrevistador se sentirá más cómodo invirtiendo en ti”, explica la experta.

Puedes decir que este rubro es algo en lo que te gustaría desarrollarte por unos años y expresa que estás emocionado de aprender más y ver cómo serás capaz de contribuir a la empresa.

No es necesario que seas tan específico en torno a cuánto tiempo quieres estar en la compañía, pero muestra que este trabajo tiene sentido para ti.

Lily asegura que uniendo estos tres componentes lograrás impresionar con tu respuesta porque mostrarás conocimiento y entusiasmo por la empresa, tus habilidades pertinentes, y cómo te ajustas en general al puesto. Además, este esquema “tiene la ventaja añadida de no detener el flujo de la conversación”, dice la especialista.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados