Región del Maule
Miércoles 31 octubre de 2018 | Publicado a las 16:48
Los esfuerzos para salvar al ruil: un árbol chileno único en el mundo
Publicado por: Emilio Lara
visitas

El ruil (Nothofagus alessandrii) es un árbol chileno y único en el mundo. Aunque este adjetivo no es del todo cierto: la verdad es que es maulino, una especie endémica de esta región.

Pero desde hace años que está en declarado peligro de extinción, su hábitat se redujo de 800 hectáreas en 1981 a 352 en 2003, y últimamente los ejemplares alcanzan cierta edad y se secan hasta morir.

Lo anterior, por ejemplo, ocurrió la semana pasada en la plaza de Talca, lo que asombró y preocupó tanto a la ciudadanía como a las autoridades.

A través de un comunicado, desde la Corporación de la Madera (Corma) señalaron que existe un esfuerzo público y privado existente para proteger y salvaguardar esta especie.

Desde el mundo público, en 1982, la Corporación Nacional Forestal (Conaf) creó la Reserva Nacional “Los Ruiles”, el pulmón de este árbol que se ubica entre las comunas de Empedrado y Chanco.

Corma
Corma

Esta misma, que cuenta con 45 hectáreas, fue declarada como monumento natural en 1995, superficie que hace poco creció a 76 hectáreas tras un convenio con el Ministerio de Bienes Nacionales, acuerdo que integró los predios fiscales de Las Piedras y Santa Ester al territorio protegido.

Desde el mundo privado, según detalló Corma, el trabajo de conservación lo impulsan dos forestales: CMPC y Arauco.

Para el gerente de Tecnología y Planificación de la primera, Jean Pierre Lasserre, “es una especie en peligro crítico de extinción y CMPC tiene dentro de sus valores centrales el desarrollo sustentable y el cuidado del medio ambiente y los recursos naturales para no afectar a las futuras generaciones”.

Corma
Corma

“Por lo tanto, consideramos necesario llevar a cabo iniciativas que permitan mantener y aumentar el hábitat de especies con problemas de conservación”, añadió.

Fue así como en 2013, con apoyo de la Universidad Austral, se elaboró un proyecto de restauración de la especie con el propósito de aumentar la superficie plantada en 139 hectáreas, lo que se transformó en área de alto valor de conservación (AAVC), llegando a la suma total de 312 hectáreas de bosque maulino con ruil bajo protección de la empresa.

Laserre incluso aseguró que la maderera está abarcando otro árboles en riesgo de desaparición, como el toromiro de Rapa Nui; el michay rojo, planta rastrera de la Cordillera de la Costa; el arbusto adesmia bijuga de la misma región del Maule; la araucaria araucana en la Cordillera de Nahuelbuta; el pitao en la Cordillera de la Costa; y el queule, entre otros.

Corma
Corma

Para el gerente de Medio Ambiente y Comunidades de Forestal Arauco, Juan Anzieta, “la especie ruil es una prioridad y tiene un capítulo importante dentro de nuestro plan de restauración”,

La empresa ha realizado monitoreos con el objetivo de identificar y evaluar aquellos sectores que faciliten la regeneración natural del ruil y de otras especies nativas para su protección y resguardo.

Corma
Corma

Pero la tarea no es sencilla. De esta forma, el director regional de Conaf en el Maule, Luis Carrasco, aseguró que nadie sobra.

“Hemos realizado un trabajo con diversos actores involucrados con esta especie, es así como la academia, privados, servicios públicos y por supuesto con pequeños propietarios, quienes han validado en talleres un plan de restauración de la especie, en el marco de las amenazas que hoy existen para el ruil”, dijo el líder del organismo.

Corma
Corma
Tendencias Ahora