Internacional
Domingo 16 diciembre de 2018 | Publicado a las 08:24
"Brincaba de alegr√≠a" por ir a EEUU: el dolor tras la muerte de ni√Īa migrante en la frontera
Por Diego Vera
La información es de Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Frente a una casa de madera y hojas de palma, Claudia se√Īala el √°rbol al que le gustaba trepar a su hija Jakelin Caal, la ni√Īa guatemalteca de siete a√Īos que muri√≥ hace una semana en un hospital de Estados Unidos tras ser detenida junto a un grupo de migrantes en la frontera.

“Siento dolor y tristeza por la muerte de mi hija”, explica Claudia Maqu√≠n a la AFP en su precaria vivienda en San Antonio Secortez, una aldea remota del municipio ind√≠gena de Raxruh√°, a unos 145 km al norte de Ciudad de Guatemala.

Fue de esta comunidad, de caminos de tierra y sin electricidad ni agua ni drenajes, desde donde el pasado 30 de noviembre partieron Jakelin y su padre Nery, de 29 a√Īos, que tras recorrer parte de la ruta en autob√ļs llegaron a Estados Unidos, donde fueron detenidos el 6 de diciembre tras cruzar la frontera con M√©xico.

Claudia, de 27 a√Īos, no habla espa√Īol y en el idioma ind√≠gena maya-q’eqchi’ recuerda que su esposo Nery tom√≥ la decisi√≥n de migrar agobiado por la pobreza y la falta de oportunidades en la zona, donde la mayor√≠a de sus pobladores subsiste con la venta de granos de ma√≠z.

La pobreza ese ceba con un 59% de la poblaci√≥n guatemalteca, seg√ļn datos del gobierno, aunque entre las comunidades ind√≠genas este porcentaje se dispara.

“√Čl se fue por necesidad”,
se√Īala Claudia, apoyada en la traducci√≥n por su suegro Domingo, quien se√Īal√≥ que como agricultores apenas ganan unos seis d√≥lares diarios.

“Cuando √©l se fue dijo que iba a buscar trabajo all√° para poder mantenernos”, agreg√≥ la mujer con los pies descalzos y enlodados mientras sostiene en los brazos a Angela, de seis meses, la menor de los cuatro hijos del matrimonio.

“¬ŅQu√© podemos hacer?”

La muerte de Jakelin causó una nueva conmoción en Estados Unidos y en la región que vive dramas migratorios con la salida masiva de centroamericanos rumbo a ese país, además de un intenso debate antiinmigrante abanderado por el presidente Donald Trump.

Seg√ļn el Departamento de Seguridad Interior (DHS), el 8 de diciembre Jakelin muri√≥ en un hospital de la ciudad de El Paso, en Texas, menos de 24 horas despu√©s de que un grupo de 163 migrantes fueran detenidos en una zona remota de Nuevo M√©xico.

La cancillería guatemalteca precisó en un informe que la menor después de ser interceptada con el grupo presentó fiebres, vómitos y convulsiones, por lo que fue atendida por paramédicos de la patrulla fronteriza y luego llevada al centro médico donde murió.

El DHS anunci√≥ que se realizar√° una investigaci√≥n por la muerte de la ni√Īa y que los resultados se presentar√°n al Congreso y ser√°n p√ļblicos.

“Es bastante doloroso, es muy doloroso, pero qu√© podemos hacer. Lo que pas√≥, pas√≥, pero s√≠ duele”, se√Īala Domingo Caal, el abuelo de la menor de 61 a√Īos, que con el paso de los d√≠as se ha resignado a la tragedia.

Vestido con una camisa azul desgastada, Domingo explica que su nieta “brincaba de alegre” al emprender el viaje a Estados Unidos, motivada por el sue√Īo de vivir en un lugar diferente y tener la oportunidad de trabajar en el futuro para ayudar a su familia.

“Antes que se fuera (Jakelin) le dijo a la mam√° y a la abuela que al crecer pues iba a trabajar y traer pisto (dinero) para ellas”, reucuerda Domingo.

La raz√≥n por la que su hijo viaj√≥ con Jakelin fue “porque la ni√Īa era muy pegada a √©l”, detalla el patriarca de la familia de agricultores.

Esperan repatriación

La canciller√≠a de Guatemala ofreci√≥ a la familia de la ni√Īa realizar los tr√°mites de repatriaci√≥n y a la vez inform√≥ que el padre fue liberado con un permiso especial por las autoridades migratorias de Estados Unidos.

Jos√© Caal, t√≠o de Jakelin, se√Īal√≥ que hasta el momento las autoridades les han explicado que el proceso para que el cuerpo de la menor regrese a su comunidad podr√≠a llevar unas tres semanas.

“Ojal√° se cumpla el apoyo ofrecido”, indic√≥ Jos√©, rodeado por otros familiares en la vivienda.

Tendencias Ahora