Nacional
Martes 13 febrero de 2018 | Publicado a las 15:20 · Actualizado a las 15:32
El grosero insulto de hombre a mujer que amamantaba a su hija en mall de Concepción
Publicado por: Nicol√°s Parra
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

“¬°Tetas de estropajo!” Ese fue uno de los insultos que recibi√≥ una mujer que amamantaba a su hija en el patio de comidas del Mall del Centro de Concepci√≥n, de parte de un hombre de unos 50 a√Īos de edad.

El hecho se remonta al pasado 9 de febrero, cuando Lissette Mardones realizaba tr√°mites en el centro comercial penquista junto a sus dos hijas -de 8 meses y 7 a√Īos- y su madre.

All√≠ -relata la mujer- fue increpada por un adulto, quien le pidi√≥ bruscamente que se “tapara”, luego de pasar varias veces alrededor de ella mir√°ndola.

Siguiendo el relato de la afectada, el hombre fue a buscar a una guardia, a quien le solicit√≥ que se le exigiera a la mujer que no amamantara a su hija en p√ļblico. En contraparte, Lissette acus√≥ el episodio a la misma encargada de seguridad, sin recibir respuesta.

Precisamente, en ese momento fue que se inici√≥ una discusi√≥n que se prolong√≥ por algunos segundos, hasta que la afectada decidi√≥ retirarse del lugar y, cuando se alejaba, el hombre la insult√≥, grit√°ndole “¬°tetas de estropajo!”.

Inmediatamente, Lissette sac√≥ su celular y comenz√≥ a grabar una “funa” en contra del hombre, quien reconoci√≥ haberla insultado, tal como se aprecia en el video.

“A mi hija la marc√≥”

A poco menos de una semana de los hechos, Lissette asegur√≥ a BioBioChile que decidi√≥ hacer p√ļblico el episodio, puesto que a su juicio es necesario hacer un llamado a la sociedad chilena para realizar un cambio cultural.

Hoy todav√≠a la lactancia materna se sigue mirando con morbo (…) estamos vi√©ndolo como algo tan malo, cuando es un derecho fundamental de los ni√Īos ser amamantados por sus madres”, dijo.

Y agreg√≥: “Me sent√≠ s√ļper mal porque estaba con mi hija mas grande (7 a√Īos) y ella se dio cuenta del tema. Ella quedo s√ļper afectada, al otro d√≠a fuimos a comprar y ella me dec√≠a ‘mam√° t√°pate"”.

Qued√≥ tiritando… a mi hija (la situaci√≥n) la marc√≥“, indic√≥.

“Violencia contra las mujeres”

El ataque verbal fue criticado por Paulina Letelier, psic√≥loga del Centro de Atenci√≥n de V√≠ctimas de Delitos Sexuales de la regi√≥n del B√≠o B√≠o (CVS), dependiente del Sernameg, quien afirm√≥ que “la experiencia que vivi√≥ la mujer es una clara manifestaci√≥n de la violencia contra las mujeres, ya que se est√° coartando un derecho fundamental y la autonom√≠a”.

“Esto sucede desde la concepci√≥n machista y violenta que sit√ļa los cuerpos de las mujeres como un objeto sexual hecho para el placer masculino (…) Estamos acostumbrados a normalizar situaciones como un gran escote pero no la funci√≥n de alimentaci√≥n de los pechos”, a√Īadi√≥ Letelier.

En esa l√≠nea, la profesional se√Īal√≥ que el desaf√≠o es que como sociedad hagamos un cambio de paradigma y dejemos de normalizar la reduccionista mirada sexual y er√≥tica del cuerpo femenino que genera violencia y da√Īo en las mujeres”.

Opini√≥n similar es la que tiene Paula Herrera, directora de Comunicaciones de la ONG La Comunidad de la Leche, quien asegur√≥ que esta es una inconsistencia que nace en el patriarcado, “donde un hombre puede ver una mujer semidesnuda en un comercial o en carteles en el mismo mall, pero ver a una mujer amamantando es terrible”.

Es algo s√ļper machista pensar que los pechos son para el uso del hombre y que sea para alimentar a un beb√© es algo asqueroso, algo malo”, fustig√≥.

Tendencias Ahora