Sociedad
Rescatista chilena logra devolver a la vida a peque√Īa gata dada por muerta durante 2 d√≠as
Publicado por: Christian Leal
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Impacto a nivel mundial provoc√≥ a fines de enero el caso de Bart, un gato que pr√°cticamente regres√≥ a la vida despu√©s de haber sido atropellado, dado por muerto y sepultado por su due√Īo, logrando salir de su tumba para volver a su hogar en Estados Unidos.

Sin embargo, situaciones que nos sorprenden al demostrar los extremos a los que la vida puede aferrarse también ocurren en nuestro país.

Es el caso de Yolanda Adonis, una rescatista animal de Santiago quien comparti√≥ en su cuenta de Facebook la emotiva historia de c√≥mo logr√≥ reanimar a una peque√Īa gata luego de que esta permaneciera abandonada inm√≥vil durante 2 d√≠as en la basura, tras ser dada por muerta.

En conversaci√≥n con BioBioChile, la mujer relat√≥ como hab√≠a encontrado a la gatita de pocas semanas un d√≠a lunes, dentro de una caja junto a la basura, en el sector industrial donde se desempe√Īa en Recoleta. “Estaba totalmente r√≠gida, fr√≠a, con la cabeza doblada hacia atr√°s. De su hocico sal√≠an y entraban hormigas. Estaba muerta”, cont√≥.

Forma en que fue encontrada la gata

Forma en que fue encontrada la gata

Vecinos le indicaron que el animal había permanecido allí todo el fin de semana, inerte. De hecho ellos no habían intervenido asumiendo que estaba fallecida.

Sabiendo que ese d√≠a pasar√≠a el personal de aseo a recolectar la basura, Yolanda se llev√≥ el cuerpo de la gata con el fin de darle sepultura en el patio de su casa. “Ya estaba en la oficina pero volv√≠ a buscarla. Me dio mucha pena pensar en que simplemente la echar√≠an al cami√≥n”, asever√≥.

Su compasi√≥n result√≥ providencial para la peque√Īa gata. Tras limpiarla de suciedad e insectos, la puso sobre su regazo sobre un chal. Cerca de 30 minutos despu√©s, no daba cr√©dito a lo que escuchaba: el animalito hab√≠a gemido.

Supuso que la hab√≠a apretado y era el aire que le quedaba en sus pulmones. Pero momentos despu√©s volvi√≥ a dar otro gemido muy d√©bil, casi sin moverse. Esta vez no hab√≠a duda de que a√ļn ten√≠a vida en su cuerpo. Yolanda la puso sobre un guatero, sopl√≥ el interior de su boca para animarla a respirar y le dio algunas gotas de agua con miel con ayuda de una jeringa.

“Pens√© que la gata estar√≠a agonizando y esos eran sus √ļltimos momentos de vida, pero al pasar el tiempo logr√≥ acomodarse y volver a alinear la cabeza con su columna. Entonces llam√© a una amiga para que viniera a buscarla y la llevara a un veterinario”, relat√≥.

El profesional les indicó que la gata estaba en un estado de desnutrición y deshidratación tan severo que había reducido sus signos vitales al mínimo. Aquella noche sería crítica para saber si lograría sobrevivir. Contra todo pronóstico, no sólo siguió con vida sino que recuperó la conciencia y pudo volver a abrir los ojos.

Florcita Victoria

Florcita Victoria

“Mi amiga se la llev√≥ a su casa a√ļn dudando si podr√≠a recuperarse, pero lo hizo plenamente y decidi√≥ adoptarla. Ahora es una gatita normal y juguetona. La llamamos Florcita Victoria”, cuenta Yolanda.

“Creo que es un milagro. Ella pr√°cticamente resucit√≥ del estado de hibernaci√≥n en que estaba. Aunque tengo m√°s de 13 a√Īos rescatando animales y he visto muchas historias de maltrato y muertes, me emocion√≥ mucho saber que se salv√≥ por haber atinado a sacarla de la caja, en vez de dejarla ah√≠ donde en apariencia estaba muerta”, concluye.

Si bien Florcita Victoria ya est√° en un hogar definitivo, Yolanda cuenta que junto a su grupo de rescate tienen m√°s de un centenar de felinos de todas las edades en hogares temporales, en espera de una familia que los adopte. Quienes deseen darles un hogar o aportar a su trabajo, pueden contactarla en el correo entregatos.flo@gmail.com

Florcita Victoria | Yolanda Adonis

Florcita Victoria | Yolanda Adonis

¬ŅEs posible que un gato entre en “hibernaci√≥n”?

Casos como el de Bart o Florcita Victoria parecen demostrar el dicho popular de que los gatos tienen 7 vidas. Pero, ¬Ņes posible que estos animales puedan poner su vida en suspensi√≥n cuando sus cuerpos han sido llevados al l√≠mite de su resistencia?

Seg√ļn detalla la m√©dico veterinaria especialista en felinos de la cl√≠nica SOS de Concepci√≥n, doctora Marcela Castillo, los gatos no poseen ninguna habilidad especial para detener el metabolismo de su cuerpo en este tipo de situaciones. Sin embargo, sus signos vitales s√≠ se pueden reducir hasta un punto en que aparenten estar muertos.

“Si un gato sufre hipotermia e hipotensi√≥n debido la situaci√≥n extrema que est√° experimentando, su frecuencia card√≠aca y respiraci√≥n se reducir√° a un punto en que ser√° muy dif√≠cil detectarla. Si luego se le estimula y da abrigo, puede llegar a recuperarse”, explica.

¬ŅHay alguna forma de saber si el animal est√° a√ļn con vida en esas situaciones?

“Lo m√°s recomendable es auscultarlo o tocar su t√≥rax para ver si a√ļn hay latidos, aunque puede ser complejo si no se tiene experiencia haci√©ndolo. Cuando est√°n en muy malas condiciones, la frecuencia card√≠aca de los gatos se vuelve tan lenta y los golpes de su coraz√≥n tan suaves, que se debe prestar mucha atenci√≥n”, indica.

Tendencias Ahora