Internacional
Viernes 27 marzo de 2020 | Publicado a las 15:51
Una fiesta familiar: así se esparció el primer caso de coronavirus en Ecuador
Por Diego Vera
La información es de Agence France-Presse
visitas

Como cada a√Īo hubo fiesta de bienvenida. Lorena y 30 invitados festejaron que la t√≠a volv√≠a de Espa√Īa por vacaciones. D√≠as despu√©s comenz√≥ la tragedia. La familia supo por televisi√≥n que en casa se hab√≠a hospedado el “caso cero” del nuevo coronavirus en Ecuador.

“Mi t√≠a nunca viaj√≥ a ning√ļn lado, no tuvo tiempo. Desde que lleg√≥ estaba delicada de salud (…) Nos coment√≥ que durante el viaje hab√≠a sentido un poco de fiebre y que mucha gente (en el vuelo) ven√≠a tosiendo”, dice Lorena.

La mujer acept√≥ hablar con la Agence France-Presse bajo reserva de su identidad y la de sus allegados. De 33 a√Īos esta profesora, que vive en la localidad costera de Babahoyo (suroeste), relata los d√≠as de desgarro que siguieron a la fiesta.

El 22 de febrero su t√≠a materna, de 71 a√Īos, fue hospitalizada en la cercana Guayaquil, actual epicentro de la pandemia en Ecuador, el pa√≠s latinoamericano m√°s castigado despu√©s de Brasil.

El 29 se confirmó oficialmente que padecía COVID-19. Sus parientes fueron aislados y sometidos a tests.

“Lo vimos por televisi√≥n”

El 1 de marzo, confinados, vieron por televisi√≥n que la entonces ministra de Salud Catalina Andramu√Īo -relevada luego del cargo en medio de la crisis- hablaba de cinco casos m√°s en una rueda de prensa. “√Čramos nosotros”, dice Lorena.

“Nunca el ministerio de Salud tuvo la delicadeza de venir y decirnos a nosotros primero, antes que emitir esos resultados por los medios de comunicaci√≥n.
Lo vimos por televisi√≥n y no tuvimos la ayuda necesaria por parte del ministerio”, lamenta.

La t√≠a muri√≥ el 13 de marzo. Su madre de 66 a√Īos, un hermano de 36 y Lorena lograron recuperarse.

Su padre (68), que es diab√©tico y tiene una pierna amputada, est√° luchando todav√≠a contra la enfermedad en casa, al igual que un hijo de la fallecida. En total son una docena del n√ļcleo familiar contaminados.

Al borde del colapso económico, Ecuador cuenta cerca de 1.600 contagios y 36 muertos.

Recelo médico

Lorena sintió el recelo de los médicos. Aunque abundaba la información sobre la pandemia, ninguno sabía bien cómo tratar a los contagiados que se quedaban en casa.

Los m√©dicos “me dec√≠an: ‘sabe que, t√≥mele usted la presi√≥n’; o sea no quer√≠an tocar a mis padres”.

“A m√≠ me invadi√≥ mucha tristeza, desesperaci√≥n, depresi√≥n”, agrega la profesora, que se volc√≥ a leer cuanto circulaba sobre la pandemia que ya deja m√°s de 25.000 muertos y medio mill√≥n de contagiados en el mundo.

Lorena present√≥ dos s√≠ntomas, la p√©rdida del olfato y parte del gusto. “Me dije qu√© raro, y le preguntaba a mi hermano que tambi√©n era positivo: ‘¬Ņt√ļ si sientes sabor a la comida, t√ļ si hueles?’. √Čl me dec√≠a que no”.

Los hermanos ya recobraron ambos sentidos. Pero, por orden m√©dica, Lorena debi√≥ salir de casa. Solo su hermano se qued√≥ a cuidar al padre. “La gente tiene mucho p√°nico y no quisiera que otra familia viva lo mismo”, afirma.

Tendencias Ahora