Tras la temporada en la que compitieron los mejores de las tres primeras entregas de "Yo Soy", quien acabó con el título del mejor imitador de Chile fue Fermín Opazo, el hombre tras Marc Anthony. El intérprete agradeció el apoyo del público y rememoró los inicios del programa.

La noche del lunes el público tuvo la última palabra en la final de Yo Soy All Stars, quienes escogieron al el gran ganador del programa en base a los seis finalistas que seleccionaron la noche del domingo.

El episodio final de la temporada de imitadores contó con sus últimos participantes: Brian Johnson, Raphael, Ana Gabriel, Mon Laferte, Marc Anthony y Sandro.

A lo largo del programa, todos realizaron su espectáculo final llevándose elogios de Antonio Vodanovic, Cristián Riquelme y Myriam Hernández, quien , pese a los rumores, estuvo presente a través de videollamada.

De todas formas, y pese a las buenas críticas, la decisión quedó en manos del público y las votaciones en línea, posicionando a Marc Anthony como el mejor imitador de Chile con un 28,18% del total de los votos.

Quien le siguió en el podio acabó siendo la imitadora de Ana Gabriel, que consiguió el 20,92% de las preferencias, mientras que en el tercer lugar le siguió Raphael, con un 15,92%.

El adiós con gratitud

Luego de que Millaray Viera anunciara a quien es el nuevo ganador del programa, y a su vez, el poseedor de un premio de 20 millones de pesos, el hombre tras el cantante, Fermín Opazo, no contuvo su emoción y dedicó sentidas palabras por recibir el gran premio.

“Muchas gracias. Ha sido largo el camino. Yo siempre digo que no me considero el mejor ni el peor, solo quiero cantar y llegar al público”, dijo.

El imitador aprovechó de dedicarle palabras a su pequeño hijo, que no pudo estar presente en el evento por ser menor de edad, a quien describió como “su inspiración”. “Él es mi ídolo”, añadió.

“Yo estuve una temporada, pero quiero dedicarle este premio a cada uno de los participantes que no están con nosotros. Nuestros amigos internacionales: Feliciano, Emmanuel, Montaner, Arjona; son grandes cantantes y la gente los quiere mucho”, expresó.

De paso, el doble recordó los inicios del programa de talentos. “Yo Soy empezó en condiciones con lo justo y terminaron en grande, porque yo lo viví, llegué a una temporada donde todo estaba armado. La temporada 1 fue a puro ñeque”, aseguró.

Finalmente, Opazo agradeció al público que lo coronó como el gran ganador de la noche. “Gracias por premiarnos con su sintonía noche tras noche, porque fuimos la alegría de aquellas familias y de todo un país que nos seguía”, cerró.