Notas
Corte ultra-ortodoxa israelí desmiente tajantemente haber ordenado lapidar un perro en Jerusalén
Publicado por: Radio Bío Bío
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Luego de que algunos medios de prensa dieran a conocer la noticia de que un perro iba a ser lapidado hasta la muerte por un tribunal ultra-ortodoxo de Israel, acus√°ndolo de ser la reencarnaci√≥n de un abogado maligno, diversas fuentes oficiales desmintieron el hecho, acus√°ndolo de “humor negro”.

Seg√ļn los primeros reportes publicados por el diario israel√≠ Maariv, un perro abandonado comenz√≥ a frecuentar la corte de asuntos financieros en el barrio de Mea Shearim, en Jerusal√©n, donde -supuestamente- habr√≠a asustado a los jueces, quienes cre√≠an ver en √©l la reencarnaci√≥n de un abogado secular que los habr√≠a insultado 20 a√Īos atr√°s.

Posteriormente, el perro desapareció, surgiendo la historia de que el Tribunal habría ordenado lapidarlo, cuenta el diario inglés The Telegraph.

Sin embargo, la secretaría de la corte emitió un comunicado afirmando que ellos sólo habían llamado a la perrera municipal para que lo retirara, como harían con cualquier otro canino.

“No existe ning√ļn tipo de referencia sobre lapidar perros o ning√ļn otro tipo de animal en la religi√≥n jud√≠a desde los d√≠as del templo de Abraham”, inform√≥ el organismo.

“El perro se echaba en una esquina del edificio, donde los ni√Īos jugaban con √©l. No era raro que entraran gatos, pero nunca hab√≠amos tenido un perro dentro. Todo lo que hicimos fue llamar a la Municipalidad de Jerusal√©n para pedirle a su gente que se hicieran cargo de √©l”.

“No hubo ning√ļn tipo de charla sobre reencarnaciones, sobre un abogado que desconocemos, tanto ahora como 20 a√Īos atr√°s, y definitivamente no hubo lapidaci√≥n. Este tipo de invenciones parece m√°s una infamia religiosa, que nos lleva a preguntarnos c√≥mo fue que el autor de la historia no la continu√≥ asegurando que hab√≠amos usado la sangre del perro para nuestro matzah (pan tradicional jud√≠o)”, sentenci√≥ la corte con sarcasmo.

En tanto, el diario Maariv se disculp√≥ p√ļblicamente por haber difundido la noticia.

Tendencias Ahora