Internacional


Presidente de Francia se opone al TTIP en el estado actual de las negociaciones

INSTAGRAM
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Francia se opone al “libre comercio sin reglas” y por eso “dice no”, en “el estado actual de las negociaciones”, al acuerdo TTIP en discusión entre Estados Unidos y la Unión Europea (UE), afirmó este martes el presidente François Hollande.

“Nunca aceptaremos el cuestionamiento de principios esenciales para nuestra agricultura y nuestra cultura y de reciprocidad de acceso a los mercados públicos”, declaró Hollande en un discurso pronunciado en la clausura de un coloquio político organizado en París, cuyo tema era “La izquierda en el poder”.

“Hemos planteado principios en el marco de las negociaciones comerciales internacionales. Pienso en las normas sanitarias, alimentarias, sociales, culturales y medioambientales”, dijo.

“Es por ello que, en el estado actual, Francia dice no a la etapa que conocemos de las negociaciones comerciales internacionales“, recalcó Hollande, entre los aplausos de los asistentes al coloquio.

Poco antes, el secretario de Estado de Comercio Exterior francés Matthias Fekl había declarado que “la opción más probable” es la interrupción de las negociaciones, “teniendo en cuenta la posición de Estados Unidos”.

“Queremos reciprocidad. Europa propone mucho y recibe muy poco a cambio. No es aceptable”, dijo. Y, “no puede haber acuerdo sin Francia, y mucho menos contra Francia”, recalcó Fekl.

Según Vivien Pertusot, director del Instituto Francés de Relaciones Internacionales (IFRI) en Bruselas, las declaraciones francesas no impedirán la continuación de las negociaciones.

“Cuando la Comisión Europea encara un tema, en general va hasta el final. Por ello es difícil prever un cese puro y simple de las negociaciones en los próximos meses”, dijo Pertusot a la AFP.

No obstante, la posición francesa complicará las negociaciones, de las que “es difícil imaginar una conclusión positiva y rápida sin el apoyo político de Francia”, acotó.

Las opinión pública europea es reticente a esas negociaciones, cuya opacidad critica.

El lunes, la organización ecologista Greenpeace reveló 248 páginas de documentos confidenciales de las negociaciones, según los cuales los intereses de las grandes corporaciones se pondrían por encima de los sanitarios y medioambientales si el TTIP llegara a firmarse.

Bruselas y Washington calificaron de “engañosa” y de “tormenta en un vaso de agua” esa publicación.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados