Notas


Iglesia Católica de Austria sanciona por primera vez a un sacerdote disidente

Javier Caride en Flickr (CC)
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Por primera vez, la poderosa Iglesia Católica austríaca sancionó a uno de los sacerdotes firmantes del “Llamamiento a la desobediencia” lanzado el 28 de junio de 2011 por un grupo de eclesiásticos austríacos por iniciativa, sobre todo, del padre Helmut Schüller.

Dicho llamamiento, en el que sacerdotes y laicos reivindican una “reforma de la Iglesia”, que incluya, para quienes lo deseen, el fin del celibato de los sacerdotes, la accesión de la mujer al sacerdocio, ha recabado más de 3.100 firmas, según sus iniciadores.

“El rechazo romano de una reforma de la Iglesia desde hace tiempo indispensable y la inercia de los obispos no solo nos permite, sino que nos obliga a seguir nuestra conciencia y actuar de forma independiente” de la jerarquía católica, declaran los firmantes del “Llamamiento de la desobediencia”.

Enfrentado a fuertes y notorias presiones del papa Benedicto XVI y del Vaticano, el cardenal arzobispo de Viena y presidente de la conferencia episcopal austríaca, Christoph Schönborn, convocó el 11 de junio al decano de la parroquia de Piesting, cerca de Viena, provincia de Baja Austria, y le conminó a retirar su nombre del “Llamamiento a la Desobediencia” o renunciar a sus responsabilidades.

El decano, Peter Meidinger, ha preferido mantenerse fiel al llamamiento y en consecuencia dimitió de su cargo, tal como declaró a la agencia austriaca APA.

“Durante la entrevista, tuve la convicción de que veinte años de servicio en el seno de la Iglesia católica como decano, vicario y mando diocesano no han bastado para conservar la confianza del arzobispo”, estimó Peter Meidinger.

“Ante la disyuntiva de renunciar a mi función o a la iniciativa de los sacerdotes, me he pronunciado a favor de la iniciativa porque esta propuesta me pareció amoral e incompatible con mi conciencia”, añadió.

El portavoz del cardenal arzobispo, Michael Prüller, confirmó la iniciativa de la jerarquía católica: “La obligación de un decano de velar por que reine el orden en su deanato es incompatible con un llamamiento a la desobediencia”, declaró. Sin embargo, puntualizó, Peter Meidinger sigue siendo sacerdote.

Este “Llamamiento a la desobediencia” ha tenido gran repercusión no solo en Austria, también el mundo, con el apoyo sobre todo del movimiento católico laico Somos Iglesia.

En consecuencia, el 5 de abril, en su mensaje del jueves pascual, el papa Benedicto XVI había amonestado explícitamente a los sacerdotes contestatarios austriacos, lo que condujo al cardenal arzobispo de Viena, que se había reunido dos veces con el impulsor de la disidencia, el padre Helmut Schüller, a pedir sin éxito la retirada del “Llamamiento a la desobediencia”.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados