Notas


Muere baleado gobernador de provincia patagónica argentina

  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

El gobernador de la patagónica provincia de Río Negro y exjefe de los servicios de inteligencia argentinos, Carlos Soria, murió baleado este domingo, tras una discusión familiar en su casa de descanso, en la ciudad de General Roca, según informaron fuentes oficiales.

Alberto Weretilneck, vicegobernador de Río Negro y quien ocupará el lugar de Soria de acuerdo a lo que establece la Constitución provincial, aseguró a Radio 10 que la muerte del mandatario provincial fue debido a “un accidente doméstico con un arma de fuego y será la Justicia la que determinará que pasó”.

El funcionario afirmó que en la residencia donde ocurrió el hecho “no había nadie más” que el gobernador Soria “y su esposa”, aunque minutos más tarde la policía confirmó que en el lugar, en otra dependencia de la casa, estaba un hijo de la víctima, junto a su esposa.

El comunicado oficial del gobierno de Río Negro señaló que el deceso de Soria “se produjo presumiblemente producto de un accidente doméstico, debido a la manipulación de un arma de fuego”.

Algunos medios patagónicos señalaron que la muerte del gobernados se habría producido en medio de una discusión familiar y la esposa del mandatario fue quien le efectuó el disparo en la cara, dejándolo gravemente herido y provocándole la muerte minutos más tarde en un hospital de la zona.

El secretario de Coordinación e Información del gobierno de Río Negro, Julián Goinhex, confirmó el deceso del gobernador, de 61 años, quien había asumido su cargo el pasado 10 de diciembre.

Las investigaciones policiales confirmaron que Soria recibió un solo disparo en el rostro -en el ojo izquierdo-, aunque en un principio se hablaron de dos. La esposa del gobernador, Susana Freydoz, fue llevada a la comisaría de General Roca para declarar sobre lo sucedido.

Por pedido de los hijos del fallecido gobernador no se realizó ningún acto oficial para despedir sus restos, y todo se limitó a “una ceremonia íntima”.

Carlos Soria, que había llegado a la gobernación por el Partido Justicialista (peronista), estaba en su casa de descanso en la localidad de Paso Córdoba, en cercanías de General Roca, a 1.176 km al sur de Buenos Aires, cuando cerca de las cinco de la mañana del domingo se produjo el hecho.

Durante su carrera política, Soria ejerció diferentes cargos públicos, entre ellos los de Diputado nacional, intendente de General Roca (Patagonia) y titular de los servicios de inteligencia de Argentina, durante la presidencia de Eduardo Duhalde (2002).

El pasado 25 de septiembre Soria ganó las elecciones a gobernador de Río Negro por el Frente de la Victoria (oficialismo) con el 49,11% de los votos, logrando que un candidato de extracción peronista gobernara la provincia luego de 28 años de hegemonía de la Unión Cívica Radical (centro-derecha)

Soria tenía cuatro hijos: Martín, actual intendente de General Roca, Germán, Carlos y Emilia.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados