Internacional
Martes 11 junio de 2019 | Publicado a las 17:40
Casi todas las empresas de Venezuela paralizaron o disminuyeron su producción en el inicio de 2019
Por Diego Vera
La información es de Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El 96% de las empresas venezolanas paraliz√≥ o disminuy√≥ su producci√≥n en el primer trimestre de 2019, debido a los apagones, la escasez de gasolina y la restricci√≥n de cr√©ditos, seg√ļn una encuesta del gremio industrial presentada este martes.

“96% de las empresas encuestadas no produjeron o disminuyeron su producci√≥n”, dijo Juan Pablo Olalquiaga, presidente de la Confederaci√≥n Venezolana de Industriales (CONINDUSTRIA), al presentar el estudio a la prensa. Un 14%, agreg√≥, detuvo por completo sus actividades.

La situaci√≥n es a√ļn m√°s cr√≠tica considerando que cuatro quintas partes de las compa√Ī√≠as del pa√≠s cerraron desde el ascenso del chavismo al poder hace dos d√©cadas
, se√Īal√≥ Olalquiaga.

El dirigente apuntó que las empresas activas apenas operan al 18% de su capacidad instalada, frente a 81% y 78% de las industrias de las vecinas Colombia y Brasil, respectivamente. Un 84%, en tanto, debió despedir trabajadores.

Olalquiaga vinculó el retroceso con masivos apagones que golpean al país desde marzo pasado y con la falta de combustible para el transporte.

El desabastecimiento de gasolina es cr√≥nico en zonas fronterizas desde hace a√Īos, pero se ha extendido a varias regiones del interior.

El problema empeoró tras la entrada en vigor, en abril, de un embargo de Washington que prohíbe negociar petróleo venezolano en el sistema financiero estadounidense y vender al país combustibles y diluyentes para procesar su crudo pesado.

Las medidas se enmarcan en sanciones de la Casa Blanca para sacar del poder al presidente Nicol√°s Maduro, a quien califica de “dictador”,
que incluyen restricciones al transporte aéreo y marítimo de carga.

“Las navieras han dejado de venir”, expres√≥ Olalquiaga, lo que amenaza con profundizar la ca√≠da de las exportaciones no petroleras privadas, que pasaron de 1.718 millones de d√≥lares en 2013 a 699 millones en 2018, seg√ļn el Banco Central.

A la vez, las importaciones no petroleras, en las que el Estado es el principal actor, se derrumbaron de 44.067 millones de dólares en 2013 a solo 5.835 millones en 2018, lo que sumado a la deficitaria producción nacional ha provocado una severa escasez de bienes básicos.

La restricci√≥n de cr√©ditos tambi√©n impacta a la industria, seg√ļn Olalquiaga, despu√©s de que el gobierno aumentara el encaje, fondos que los bancos deben colocar ante el BCV para respaldar sus dep√≥sitos.

COINDUSTRIA reportó además una contracción del consumo, en una debacle económica marcada por una hiperinflación que el FMI proyecta en 10.000.000% para 2019.

Hay un “bajo nivel de ventas” en medio de un “proceso de empobrecimiento” de la sociedad
, manifestó Olalquiaga.

En este contexto, 68% de las empresas que sobreviven podr√≠an cerrar en un plazo de un a√Īo, advierte el informe.

Tendencias Ahora