Blogs
Lunes 15 julio de 2019 | Publicado a las 09:28
¬ŅA qu√© se parece Dios?
visitas

El reci√©n designado comandante jefe del Estado Mayor Conjunto, general Mark Milley, el viernes declar√≥ enf√°ticamente ante el Congreso que “no aceptar√© matonajes que traten de imponerme decisiones est√ļpidas”. Luego el general Milley agreg√≥ que √©l y los dem√°s altos mandos del Pent√°gono, incluyendo al comandante en jefe de los Marines, general Joseph Dunford, ya han presenciado muchas batallas y conocen bien los costos de la guerra. Y remat√≥ su declaraci√≥n diciendo: “Hemos enterrado a tantos de nuestros soldados. El cementerio de Arlington est√° lleno de nuestros camaradas.”

En otras palabras, los altos mandos del Pent√°gono enfatizaron que no aceptar√°n en silencio las decisiones antojadizas y que, por el contrario, dejar√°n muy en claro sus sinceras opiniones, advertencias y recomendaciones.

Asimismo, el jueves pasado, la Cámara de Representantes aprobó una disposición que prohíbe al presidente Trump atacar militarmente a Irán, y mantener su participación en la guerra contra Yemen. Ya antes, una decisión similar fue rechazada por la mayoría republicana en el Senado. Si nuevamente ahora el Senado se negara a aprobar la decisión de la Cámara, el proceso legislativo quedaría paralizado por completo hasta que ambas cámaras parlamentarias lleguen a un acuerdo.

La paralización del Congreso equivaldría de hecho a paralizar el gobierno. Por ello, demócratas y republicanos tendrán -forzosamente- que llegar a un acuerdo que, en cualquier caso, implicará reducir considerablemente las atribuciones del presidente Trump para decidir acciones militares y otras importantes medidas de política exterior.

De hecho, en estas semanas se definir√°, en gran medida, la correlaci√≥n de fuerzas para las elecciones del a√Īo pr√≥ximo. Las encuestas siguen mostrando una ventaja clara de los candidatos dem√≥cratas frente a la candidatura de Donald Trump. Sin embargo, las divisiones internas de los dem√≥cratas est√°n haciendo peligrar que esa mayor√≠a pueda mantenerse.

Si esa odiosidad interna del Partido Demócrata no se resuelve recuperando la unidad, se daría una repetición de la situación de 2016, que hizo posible la victoria del Partido Republicano con Donald Trump.

Como fuere, Donald Trump puede contar con la misma carta ganadora que le dio el triunfo a Jair Bolsonaro, en Brasil. Una movilizaci√≥n en√©rgica de las organizaciones religiosas evang√©licas m√°s apegadas a la Biblia y convencidas de que es Dios mismo el que les dise√Īa su estrategia pol√≠tica.

De hecho, en la Casa Blanca todos los mi√©rcoles por la ma√Īana se re√ļnen diez o m√°s miembros del gabinete de gobierno, incluso a veces con la presencia del mismo Donald Trump, para rezar junto al pastor y basquetbolista Ralph Drollinger, quien adem√°s les indica qu√© es lo que dice la Biblia respecto de los problemas pol√≠ticos y estrat√©gicos del momento.

Participan de esas sesiones de doctrina política bíblica, entre otros, el vicepresidente, Mike Pence, el secretario de Estado, Mike Pompeo, la ministra de Educación, Betsy de Vos, el ministro de Energía, Rick Perry y el fiscal general, Jeff Sessions.

As√≠, pues, debemos entender que la ferocidad guerrerista de Mike Pompeo y su anhelo de lanzar la guerra contra Ir√°n, de mantener las masacres en la guerra del Yemen, y resucitar la guerra en Siria, corresponde a los mandatos de las Sagradas Escrituras, seg√ļn los elige el pastor Drollinger.

Bueno si Drollinger dice seguir directamente la opini√≥n pol√≠tica de Dios, resulta leg√≠timo preguntarnos. ¬ŅA qu√© se parece ese Dios que manda matar ni√Īos y sostener una guerra interminable para favorecer a la industria armamentista?.

Escucha aquí la columna completa:

Tendencias Ahora