Sociedad
Adelgazar o morir: la sorprendente estrategia de un ave para evitar su caza
Publicado por: Agencia SINC
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Si bien ha habido muchos estudios que han apoyado la hip√≥tesis denominada “depredaci√≥n dependiendo de la masa”, que consiste en que algunos p√°jaros adelgazan para escapar frente a los predadores de forma voluntaria, nunca se hab√≠a podido hacer un experimento cient√≠fico para comparar individuos de la misma especie en el mismo lugar y en dos situaciones diferentes (con presencia o no de predadores). Un equipo del Museo de Ciencias Naturales de Barcelona lo ha logrado y publica su estudio en la revista Journal of Ornithology.

Jordi Pascual y Joan Carles Senar, los dos investigadores principales del trabajo, tomaron los datos en una estaci√≥n permanente de anillamiento situada en el barrio de Sarri√† en Barcelona. All√≠, durante el invierno, vive una colonia de jilguero l√ļganos (Carduelis spinus), pero tambi√©n la visitan p√°jaros de la misma especie que s√≥lo est√°n de paso. Son los que llamaremos transe√ļntes.

Durante cinco meses, desde mediados de oto√Īo hasta el inicio de la primavera, los cient√≠ficos capturaron m√°s de un millar de l√ļganos, que marcaron con anillas y les tomaron varias medidas, como la masa corporal y la longitud de las alas. La investigaci√≥n se basa en 812 capturas de 510 individuos (los residentes fueron capturados m√°s de una vez).

La comprobaci√≥n de la hip√≥tesis se vio favorecida porque hasta el 19 de enero no observaron la presencia de ning√ļn predador y a partir del d√≠a 20 vieron el primer gavil√°n com√ļn (Accipiter nisus) que se estableci√≥ en el √°rea y cada d√≠a cazaba. Se daban, pues, las circunstancias ideales para comprobar la hip√≥tesis: un mismo lugar con aves residentes y transe√ļntes de una misma especie y un per√≠odo sin predador y otro con su presencia.

Los resultados indicaban que los p√°jaros residentes hab√≠an tenido una disminuci√≥n de masa corporal de cerca del diez por ciento (9,75%) entre el per√≠odo sin predador y el per√≠odo con predador. En cambio, la masa corporal de los transe√ļntes no vari√≥. La hip√≥tesis tiene el apoyo de otro dato: en per√≠odos similares en otros a√Īos (1985-86 y 1989-89) no se observ√≥ presencia de predadores ni p√©rdida de masa corporal de los residentes.

Esto indica que los residentes, conocedores del riesgo, saben prepararse perdiendo peso, mientras los visitantes, en un entorno desconocido, donde pasas unas horas o unos pocos días, la presencia de predadores los coge desprevenidos y no saben adoptar una estrategia.

Concuerda con otro estudio

Tambi√©n concuerda con otro estudio que los mismos autores publicaron el a√Īo pasado junto con Jordi Dom√®nech, del Museo de Ciencias Naturales de Barcelona, en la revista Ethology. Comprobaron que cuando no hab√≠a ning√ļn gavil√°n, residentes y transe√ļntes ten√≠an un nivel de alerta similar. Pero cuando empezaba a aparecer el gavil√°n, los primeros estaban mucho m√°s vigilantes. Esto demuestra que eran conscientes de un riesgo m√°s elevado.

Si bien la menor masa corporal permite a los pájaros volar más rápido y escapar, también los puede dificultar buscar alimento. Es posible que los pájaros aprovechen el período sin predadores para acumular reservas y así pueden perder después masa corporal sin que ello tenga un impacto importante en su estado.

Tendencias Ahora