Artes y Cultura
La Salamandra: "Detr√°s de una mentira siempre est√° oculta otra mentira"
Publicado por: Ezio Mosciatti
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El director de ‚ÄúAzul y Blanco‚ÄĚ y ‚ÄúEl Lenguaje del Tiempo‚ÄĚ, Sebasti√°n Araya Serrano, vuelve a la cartelera con ‚ÄúLa Salamandra‚ÄĚ, cinta que cuenta la historia de un hombre cuya vida fuera de los m√°rgenes de lo socialmente aceptado, comienza a desgastarse, sucumbiendo ante el delirio de sus deseos no cumplidos.

Son estas ansias por cumplir con los est√°ndares sociales como el de tener una mujer, una casa y pertenecer, lo que lo llevan a hipotecar su pasado, todo, con tal de ser uno m√°s. Es entonces cuando su alter ego se inserta en la trama como un segundo hombre que esta vez s√≠ ser√° aceptado. Sin embargo, el segundo hombre no tiene un pasado que sustente su presente, ya que es s√≥lo una proyecci√≥n de aquel que lo imagin√≥, y en la b√ļsqueda de una historia propia, se dar√° cuenta que su existencia no es m√°s que una gran obra simulada, donde nada es lo que parece, o al menos, no del todo.

La nueva pel√≠cula de Sebasti√°n Araya Serrano (Azul y Blanco) es un largometraje que se sumerge en ambientes desolados, abandonados, destruidos, contaminados, donde las personas parecen ser pero nunca se sabe qui√©nes son… un mundo de pesadillas, inasible, donde no hay referentes, nada concreto, nada en qu√© afirmarse: ni creencias, familia o relaciones afectivas. Una pesadilla sin fin.

Cedida
Cedida

Araya hace una apuesta audaz al introducirse en un mundo fantasioso y angustiante que se juega en los detalles y las actuaciones la credibilidad de la historia. Y m√°s audaz al reunir dos protagonistas (Elvis Fuentes y Cristi√°n Carvajal) para realizar dos facetas o personalidades coexistentes de un mismo personaje.

Inquietente, siempre en el filo de la credibilidad, Araya va creando atmósferas cargadas, agobiantes, de desencuentro, desconfianza y casi nula empatía. Una metáfora a nuestra sociedad, donde detrás de una aparente normalidad subyacen mundos paralelos enfermos, distorcionados, donde la locura está latente.

‚Äú√Čl era un hombre que pens√≥ que era un cerdo‚ÄĚ, ‚Äúconsigase una vida‚ÄĚ o ‚Äú¬ŅQuiz√°s qu√© mierda estamos fabricando aqu√≠‚ÄĚ son algunas afirmaciones que van dando el tomo de agobio, de sin sentido.

Medioambientes contaminados, insalubres (como Ventanas), un relave minero, un vag√≥n de trenes abandonado junto a un basural o un departamento desmantelado van dando las atm√≥sferas a esta historia donde no hay ra√≠ces, no hay memoria, donde dan ganas de ‚Äúquemarlo todo, aunque sea una mentira‚ÄĚ, donde ‚Äúhay d√≠as que te cansas de ser tu mismo‚ÄĚ.

Con buenas actuaciones (sumamos a Tamara Acosta y a María Elena Duvauchelle, entre otros), destacada fotografía (Philippe Ripper), tal vez los puntos débiles están en la duración de la cinta (2 horas que se hacen un tanto largas), algunas escenas que resultan obvias y otras un poco pretenciosas.

Por otro lado, es difícil no caer en comparar a Elvis Fuentes y Cristián Carvajal, al interpretar dos facetas o personalidades de un mismo personaje.

‚ÄúLa Salamandra‚ÄĚ es una coproducci√≥n chileno ecuatoriana a cargo de Afro Films (Chile) y Vectoryka (Ecuador). Fue ganadora del Fondo Ibermedia y merecedora del ‚ÄúGui√≥n Ganador‚ÄĚ en el Trindie Fils Festival en Estados Unidos. El film, que se estrenar√° el 11 de enero de 2018 en el Centro Arte Alameda, cuenta con las actuaciones de Cristi√°n Carvajal, Elvis Fuentes y Tamara Acosta, en sus personajes principales.

URL CORTA: http://rbb.cl/j080
Tendencias Ahora