Notas


Padres de niño abusado en Liceo Alemán del Verbo Divino llaman a denunciar otros casos a la Justicia

Liceo Alemán del Verbo Divino
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

A través de una carta abierta enviada a diversos medios de comunicación, los padres de uno de los menores que habrían sido abusados por un sacerdote del Liceo Alemán del Verbo Divino de Chicureo, hicieron un llamado a las familias de otros afectados para que entreguen los antecedentes a la Justicia.

“La justicia avanza lentamente gracias a los esfuerzos de los propios niños, que se han debido exponer a largas y agotadoras sesiones de peritaje que permitan esclarecer los hechos. Resulta escalofriante pensar que son ellos mismos, los niños abusados, quienes realizan sus mayores esfuerzos para entregar antecedentes confiables que permitan llegar a la verdad”, destaca la misiva.

El caso mantiene como inculpado al sacerdote de orígen filipino Richard Aguinaldo, quien fue formalizado y se mantiene con medidas cautelares desde noviembre de 2009, tras conocerse la primera denuncia.

“Para nosotros fue muy duro entender lo que le sucedía a nuestro hijo y luego confirmar aquello que nunca se nos pasó por la mente enfrentar durante nuestro matrimonio. Tristemente, entendemos que hasta el día de hoy hay otros casos similares sin atención sicológica ni menos judicial”.

“Mientras tanto, las autoridades escolares y apoderados han preferido enfrascarse en disputas personales que en nada han contribuido a la seguridad y bienestar de la comunidad escolar. Los abusos existieron y el responsable todavía anda suelto”, enfatizan.

Por ello, los padres realizaron un llamado a las familias de otros niños que hayan sufrido abusos, a recurrir a la justicia civil o a la Congregación de la Doctrina de la Fe en El Vaticano, que recientemente condenó al sacerdote Fernando Karadima por abusos similares.

Finalmente, los autores del texto agradecen y reconocen el esfuerzo de las víctimas de Karadima, James Hamilton, Juan Carlos Cruz y José Andrés Murillo, en una búsqueda de justicia que califican como inspiradora.

Carta abierta de los padres de uno de los niños abusados en el Liceo Alemán

Estimados papás, profesores y comunidad del Liceo Alemán del Verbo Divino,

Han sido muchas las familias que nos han solicitado interrumpir nuestro silencio para conocer de primera fuente el estado en que se encuentra el proceso judicial que iniciamos hace más de una año en contra de quién abusó de nuestro hijo. Demás está decir que cualquier actividad que nos lleve a reconstruir los acontecimientos aberrantes que dañaron a varios niños del colegio representan un dolor inmenso que sólo estamos dispuestos a revivir pensando en el bienestar y seguridad de cada uno vuestros hijos.

La justicia avanza lentamente gracias a los esfuerzos de los propios niños, que se han debido exponer a largas y agotadoras sesiones de peritaje que permitan esclarecer los hechos ocurridos en el colegio. Resulta escalofriante pensar que son ellos mismos, los niños abusados, los que están realizando sus mayores esfuerzos para entregar antecedentes confiables que permitan llegar a la verdad y así proteger a cada uno de los alumnos del Liceo Alemán. Todas las ocasiones ellos han confirmado que los hechos de abuso sexual en vuestro colegio ocurrieron y ocurrieron dentro del mismo. Sabemos que esto le sucedió no sólo a nuestro hijo, sino que también a otros más. Hoy no hay nadie que pueda decir lo contrario, pues sería negar la verdad de los más pequeños. Para nosotros fue muy duro entender lo que le sucedía a nuestro hijo y luego confirmar aquello que nunca se nos pasó por la mente enfrentar durante nuestro matrimonio. Tristemente, entendemos que hasta el día de hoy hay otros casos similares sin atención sicológica ni menos judicial. Recordamos amargamente aquellos días, pero miramos con satisfacción cómo con apoyo profesional durante todo este tiempo y el amor de su familia, nuestro hijo es un niño feliz y muy recuperado respecto de su trauma.

Mientras tanto, las autoridades escolares y apoderados han preferido enfrascarse en disputas personales que en nada han contribuido a la seguridad y bienestar de la comunidad escolar. Los abusos existieron y el responsable todavía anda suelto.

Respecto del autor de este atroz crimen contra nuestros hijos, hay UNA persona formalizada e investigada, cuyo nombre todos conocemos y sobre el que pesan hasta el día de hoy medidas cautelares como arresto domiciliario nocturno, prohibición de entrar a la Provincia de Chacabuco y arraigo nacional. Desgraciadamente más de alguna vez se ha tratado de culpar a otras personas, pero esto siempre ha sido desestimado por los jueces y la Fiscalía. Aún no se ha dictaminado si esta persona es culpable o no, pero lo preocupante es que actualmente no hay NADIE en prisión por este delito, que todos han confirmado que ocurrió en el colegio.

Con mucha humildad y cariño los invitamos a mirar a sus hijos a los ojos y a preguntarse si han hecho todo lo humanamente posible para protegerlos y garantizarles la seguridad que ellos no pueden proveerse solos. Nosotros lo hacemos todos los días, y pese a llevar más de un año y medio luchando por la verdad, todavía sentimos una deuda infinita con él y vuestros niños. Sólo unos pocos se nos han acercado y son menos los que han colaborado. No importa, si podemos evitar que esto siga sucediendo con cualquiera de los otros niños que actualmente asisten al colegio, valen todos los costos que hemos asumido y seguiremos asumiendo. En todo caso, si alguno de ustedes comparte nuestra motivación, siempre es tiempo de aportar con antecedentes a la justicia. Les queremos contar que incluso si alguno de ustedes titubea en ir a la justicia civil, existe la alternativa de la Congregación para la Doctrina de la Fe en el Vaticano donde ya se abrió una investigación hace varios meses cuando nosotros aportamos los antecedentes necesarios para que –como católicos que somos nos dieran respuesta a este sufrimiento de nuestro hijo. Ellos pueden recibir sus antecedentes y es totalmente confidencial.

No podemos dejar pasar esta ocasión para enviarles nuestro agradecimiento público a James Hamilton, Juan Carlos Cruz y José Andrés Murillo, su incansable lucha nos inspira a seguir confiando en que la justicia también llegará a nuestras vidas.

Nos queremos despedir, mandándoles un afectuoso saludo y esperando contar con al menos uno de ustedes para la protección de lo más preciado que nos puede haber regalado Dios: nuestros hijos.

Ex papás del Liceo Alemán del Verbo Divino

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados