Sociedad
Adolescente sobrevive luego de que un tornillo de 15 centímetros perforara su cráneo
Publicado por: Scarlet Stuardo
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Con s√≥lo 13 a√Īos, Darius Foreman comenz√≥ a fabricar una casa en el √°rbol en su residencia en Maryland (Estados Unidos). Sin embargo, un descuido sobre una rama hizo caer al suelo al peque√Īo constructor, el que adem√°s derrib√≥ una tabla con un tornillo, los que terminaron impactando en la parte trasera de su cabeza.

As√≠ lo relat√≥ la madre del menor al portal de noticias CNN, Joy Ellingsworth, quien llam√≥ a una ambulancia r√°pidamente al ver a su hijo bajo la tabla de un metro de largo. “Entr√© en p√°nico. Fue aterrador, una de las cosas m√°s terribles que me ha pasado”, expresa la madre al medio.

Cuando llegó el transporte médico no pudieron trasladar al joven porque el largo de la tabla le impedía ingresar al vehículo. A pesar que cortaron algunas partes del pedazo de madera, no pudieron subir al adolescente a la ambulancia.

Es por lo anterior que llamaron a un helicóptero que logró llevar a tiempo a Darius hasta el hospital universitario Johns Hopkins.

Fue en el centro asistencial en donde sacaron una radiografía al menor y se percataron que el tornillo de 15 centímetros había logrado perforar su cráneo, justo en la mitad de su cabeza.

Alan Cohen
Alan Cohen

Seg√ļn explica su cirujano, el doctor Alan Cohen, en este sitio del cr√°neo se encuentra el canal m√°s grande que drena sangre y otros fluidos del cerebro, por lo que si el tornillo hubiese avanzado s√≥lo un poco m√°s, el resultado hubiese sido “catastr√≥fico”. “Estuvo a un mil√≠metro de morir desangrado”, asegura el m√©dico.

Alan Cohen cuenta que la operaci√≥n, que dur√≥ varias horas, fue bastante delicada por el riesgo que significaba. Es as√≠ como retir√≥ peque√Īos fragmentos de huesos y un peque√Īo co√°gulo de sangre, adem√°s del enorme tornillo. Todo esto despu√©s que √©l y su equipo lograran cortar la enorme tabla.

La operaci√≥n fue un √©xito y el joven fue dado de alta el jueves pasado. “Es un ni√Īo afortunado”, opina el m√©dico. Finalmente el adolescente asegura que nunca m√°s volver√° a construir una casa en el √°rbol.

Tendencias Ahora