Opinión
Una chilena en Turquía: cuando el pueblo vota No a la democracia
Publicado por: Tu Voz
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Llevo m√°s de un a√Īo y medio viviendo en Turqu√≠a y sin duda han sido los m√°s intensos de mi vida al palpar de cerca varios ataques terroristas, adem√°s de un Golpe de Estado con sus respectivos Estados de Emergencias. He sido testigo de c√≥mo la sociedad turca se ha politizado con el tiempo.

En mi universidad, por ejemplo, abundan los seminarios y debates, como tambi√©n violentas ri√Īas entre estudiantes s√≥lo por diferencias pol√≠ticas. Adem√°s, es habitual ver peque√Īas manifestaciones que incluyan huelgas de hambre (marchas o protestas masivas est√°n prohibidas mientras sigamos en Estado de Emergencia).

Encontrarse con im√°genes del Che Guevara en ciertos barrios espec√≠ficos ya no es algo casual. O en algunos bares y cafeter√≠as escuchar en las mesas aleda√Īas c√≥mo j√≥venes, pero por sobre todo adultos mayores, conversan sobre el accionar de las autoridades.

Lo m√°s reciente: el tan esperado y a la vez temido refer√©ndum. Hace meses que vengo viendo la palabra “evet”, que significa “s√≠”, en todas partes, mientras que “hayir”, “no”, fue mucho m√°s escaso.

“S√≥lo los valientes se atreven a participar en los actos del “no” por temor a las represalias”, es una justificaci√≥n que escuch√© en m√°s de una ocasi√≥n.

D√≠as previos al 16 de abril, fecha del refer√©ndum, circulaban ciertos rumores: “si gana el “no” habr√° otro Golpe de Estado” y “hay que quedarse en casa porque habr√° bombardeos”, dec√≠an.

Con todo este ambiente es inevitable no pensar en Chile y su √ļltimo plebiscito en 1988, cuando tambi√©n se rumoreaba acerca de un posible despliegue de las Fuerzas Armadas en caso de que el entonces presidente, Augusto Pinochet, fuese derrocado, rumor que m√°s tarde fue confirmado por el mismo comandante en jefe de la Fach de la √©poca, Fernando Matthei, a trav√©s de varias entrevistas.

Ac√° hablar de pol√≠tica con cualquier turco abiertamente no es f√°cil, y creo eso tambi√©n coincide con el Chile de los ochenta, cuando la gente ten√≠a temor de participar en actos p√ļblicos o simplemente en expresar su opini√≥n por miedo a ser perseguido.

Incluso hay semejanza en la publicidad de la campa√Īa del “no”. En Turqu√≠a, en vez de usar el arco√≠ris de m√ļltiples colores, se us√≥ un sol con casi los mismos tonos. Quiz√°s por esa misma raz√≥n que luego de que un canal turco anunciara por varios d√≠as la transmisi√≥n de la pel√≠cula chilena de Pablo Larra√≠n, aunque finalmente no la emiti√≥ sin dar explicaciones.

Existe una gran diferencia entre ambos periodos: por estos lados finalmente gan√≥ el “s√≠” por una estrech√≠sima diferencia. El “s√≠” obtuvo el 51,4% de los votos: los turcos dijeron s√≠ a la reforma constitucional que convertir√° el actual sistema parlamentario en una rep√ļblica presidencialista.

El jefe de Estado lo será también del Gobierno y acumulará, además del Poder Ejecutivo, numerosas atribuciones legislativas y gran influencia en la justicia al poder nominar, entre él y su partido, a la mayoría de los magistrados del órgano rector del sistema judicial.

Con esto, Recep Tayyip Erdogan, actual presidente de Turqu√≠a -que lleva 15 a√Īos en el poder- podr√≠a extender su permanencia hasta el 2029 o incluso m√°s.

En el primer d√≠a despu√©s del plebiscito, no vi en las calles un ambiente de extrema alegr√≠a como muestran en televisi√≥n. Llegando a la universidad todo transcurri√≥ con mucha tranquilidad, pero no con normalidad; se percibe algo de melancol√≠a. “Hicieron trampa, eso es lo que me da m√°s pena”, me dijeron un par de compa√Īeras.

Ese es el ambiente del d√≠a despu√©s: rumores de posibles irregularidades en las elecciones (ya que el Colegio Electoral determin√≥ a √ļltima hora validar los votos emitidos sin la estampilla oficial), adem√°s de protestas en las grandes ciudades de Turqu√≠a.

No sé qué pasará con la Turquía que tanto me gusta y que tan bien me ha acogido. Algunos dicen que el islamismo le hará bien al país y que la economía seguirá en ascenso, mientras que otros la visionan como una futura Irán.

Las cifras no mienten: bajo el Estado de emergencia, hubo decenas de miles de detenidos imputados por el intento golpista, 120 mil funcionarios purgados, y más del 95% de los medios de comunicación del país girando en la órbita del Gobierno.

Siguiendo con los n√ļmeros, alrededor del 86% de la poblaci√≥n total vot√≥ en este refer√©ndum, un nivel de compromiso que los chilenos tambi√©n lo demostraron en el 88, pero que hoy desgraciadamente escasea.

¬ŅCu√°l hubiese sido el sentimiento de los chilenos si el “s√≠” hubiese ganado en el plebiscito del 88? No lo s√©, quiz√°s los turcos que votaron ayer por el “no” lo sepan.

La identidad de esta estudiante chilena en Turquía fue resguardada por su expresa petición por temor a represalias.

URL CORTA: http://rbb.cl/gj8x
Tendencias Ahora