Nacional
Jueces responden críticas de diputado Aguiló: "Congelar nuestros salarios es un grave error"
Publicado por: Carolina Reyes
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La Asociaci√≥n de Magistrados de Chile reaccion√≥ a los dichos del diputado de la Izquierda Ciudadana, Sergio Aguil√≥, quien calific√≥ de indignante el rechazo de los jueces a la propuesta del Ejecutivo y del parlamento de dejar sin reajuste los salarios p√ļblicos sobre los 4 millones 400 mil pesos l√≠quidos mensuales.

Seg√ļn el parlamentario la declaraci√≥n estaba al margen de la Constituci√≥n y evidenciaba una actitud en extremo individualista y antisolidaria. ‚ÄúResulta particularmente indignante la falta de comprensi√≥n de dichos jueces sobre la realidad econ√≥mica del pa√≠s”, indic√≥, acusando ignorancia y falta de comprensi√≥n de la realidad, por lo que pidi√≥ al Gobierno “no enviar el veto exigido por los jueces, ellos no son una Rep√ļblica Independiente”.

“Los jueces le restan atribuci√≥n al Congreso Nacional para legislar sobre la totalidad de los funciones del Estado, atribuy√©ndose una calidad que ni la Constituci√≥n ni las leyes les otorgan. Resulta impactante que profesionales abogados, se supone estudiosos del derecho, pretendan se√Īalar que la separaci√≥n de poderes del Estado le impedir√≠a al Congreso Nacional legislar sobre las remuneraciones de todo el sector p√ļblico, incluida la judicatura‚ÄĚ, dijo.

Por √ļltimo el diputado confirm√≥ que tanto la bancada del Partido Comunista como de Izquierda Ciudadana, va a insistir al Ejecutivo bajar en un 30% los sueldos de los directivos m√°s altos del Estado, como senadores, diputados, ministros, subsecretarios e integrantes de la Corte Suprema.

Los magistrados respondieron a estas acusaciones, tild√°ndolas de “desafortunadas” y “erradas”.

“Como jueces, ejercemos (de manera individual, en cada caso que vemos) una parte de la soberan√≠a estatal y precisamente por ello, hemos pedido que se analice la situaci√≥n en la perspectiva correcta, que espero que usted pueda llegar a aprehender, pues necesitamos -precisamente- de los representantes del pueblo, para proteger, mediante las normas adecuadas, la independencia como un derecho ciudadano y como un arreglo institucional esencial”, indica a trav√©s de un comunicado el presidente de la asociaci√≥n Alvaro Flores.

El dirigente se√Īala que “los jueces no somos un movimiento social. Somos funcionarios del Estado, servidores p√ļblicos permanentes, altamente especializados y adscritos a una carrera”.

“No debiera ser dif√≠cil entender entonces la significaci√≥n de nuestro llamado de atenci√≥n y nuestro malestar, pero con cierta perplejidad advertimos que quienes debieran estar llamados a comprender y cautelar estos principios (autoridades p√ļblicas) se extrav√≠an, debilitando cimientos esenciales del sistema democr√°tico”, agrega.

Asimismo aseguraron que se vieron obligados “a tener que llamar la atenci√≥n sobre el grav√≠simo error que significa el congelamiento de nuestros salarios, por esta cuesti√≥n esencial y, no como usted se√Īala, por desconsideraci√≥n hacia conciudadanos m√°s humildes que reciben salarios m√°s bajos”.¬†

“Creo no equivocarme al afirmar que no hay ninguna potestad estatal soberana¬†ejercida de manera m√°s directa y de cara a nuestros compatriotas, pues la ejercemos sin intermediario, d√≠a a d√≠a, abrazada con vocaci√≥n, por lo que postular que existe un distanciamiento de los problemas que aquejan a los m√°s humildes -me parece- adem√°s de ser un juicio injusto, que prescinde del m√≠nimo conocimiento que debe tenerse acerca de la relevante funci√≥n p√ļblica que ejercemos en que estamos cara a cara resolviendo los conflictos de nuestros compatriotas, especialmente los m√°s humildes“, subraya Flores.

Por √ļltimo, adem√°s de llamarlo a dialogar, el magistrado sostiene que “Un juez independiente, con una institucionalidad que garantice esa independencia, es una garant√≠a de la democracia. Esa independencia se garantiza de m√ļltiples formas. Una de ellas (irreductibilidad del salario) est√° en los manuales de democracias que miramos como modelo. Y el problema de los manuales es que, suponi√©ndose sabidos, se olvidan”.

Tendencias Ahora