Internacional
El incierto giro de las presidenciales brasile√Īas que deja la muerte del candidato socialista
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La muerte en un accidente a√©reo del candidato socialista a la presidencia de Brasil, Eduardo Campos, provoc√≥ un giro radical en la campa√Īa para las presidenciales de octubre, ante la eventualidad de que lo sustituya la popular ambientalista Marina Silva, su candidata a vice.

“El fallecimiento de Campos crea un elemento nuevo, triste y emocional, en una campa√Īa que estaba muy distante del elector; la muy posible elecci√≥n de Marina Silva como su sustituta cambia mucho las cosas, porque entrar√≠a en juego una candidata muy competitiva”", dijo a la AFP el analista pol√≠tico Andr√© C√©sar, de la consultora Prospectiva.

Campos, de 49 a√Īos, muri√≥ el mi√©rcoles al estrellarse el jet en el que viajaba en la ciudad de Santos, en el estado de Sao Paulo.

“La presencia de Marina en la carrera electoral trae desaf√≠os importantes para los dos principales candidatos (la presidenta Dilma Rousseff y el senador socialdem√≥crata Aecio Neves): crea una tercera v√≠a que puede crecer muy r√°pidamente”, sostuvo el economista jefe de Gradual Investimentos, Andr√© Perfeito.

Marina Silva, exministra de Medio Ambiente de 56 a√Īos, fue la revelaci√≥n de las presidenciales en 2010, cuando con el min√ļsculo Partido Verde fue la tercera candidata m√°s votada y conquist√≥ casi un 20% de los votos.

Con su sorprendente alianza con la ambientalista, el socialista Campos, tercero en las encuestas, propon√≠a una tercera v√≠a alternativa al Partido de los Trabajadores (PT) de Rousseff y a la Socialdemocracia Brasile√Īa (PSDB) de Neves, que se alternaron en el poder en los √ļltimos 20 a√Īos.

Marina, como Lula de falda

Silva fue criada en una comunidad de recolectores de caucho en plena Amazon√≠a, reci√©n se alfabetiz√≥ a los 16 a√Īos y fue compa√Īera de lucha del m√≠tico l√≠der amaz√≥nico Chico Mendes, asesinado en 1988.

“Marina Silva es muy carism√°tica: parece una Lula de falda, y eso la hace congregar a muchos sectores diferentes de la sociedad brasile√Īa”, declar√≥ a la AFP el polit√≥logo de la Universidad de Brasilia Lucio Renno, compar√°ndola con el exmandatario Luiz Inacio Lula da Silva (2003-2010).

“La elecci√≥n se torn√≥ todav√≠a m√°s indefinida: si Marina Silva es candidata aumenta la posibilidad de un segundo turno, que ella o Neves disputar√≠an con Rousseff; y sin Marina, aumenta la posibilidad de victoria de la presidenta en la primera vuelta”, dijo a la AFP Ricardo Ribeiro, analista de MCM Consultores.

Una encuesta de abril pasado se√Īalaba que si la ambientalista fuese candidata a la presidencia estar√≠a segunda en la intenci√≥n de voto, con 27%, contra 39% de Dilma Rousseff.

Una decisión rápida

Los analistas coinciden: el Partido Socialista Brasile√Īo (PSB) tendr√° que decidir a toda velocidad quien ser√° su candidato, ya que el martes pr√≥ximo comienza oficialmente la campa√Īa electoral, con la televisi√≥n exhibiendo la propaganda de los candidatos y los electores tomando partido.

S√≥lo que no es una decisi√≥n f√°cil, ya que “Marina es una forastera en el Partido Socialista”, donde muchos criticaron esa alianza de Campos con la ambientalista, evang√©lica y profundamente religiosa, sostuvo Ribeiro.

“El PSB est√° dividido, pero el partido no tiene mucha elecci√≥n, porque en la pol√≠tica lo importante es alcanzar el poder, y ella es la √ļnica alternativa con posibilidades”, dijo C√©sar, de Prospectiva.

Tras la muerte de Campos, la legislación da 10 días al partido para definir un nuevo candidato o retirar la candidatura.

Destrozados por la muerte del candidato, simp√°tico, afable y con una excelente relaci√≥n con todos los pol√≠ticos brasile√Īos, l√≠deres del PSB indicaron que la decisi√≥n no ser√° inmediata.

“Pensemos en eso un poco m√°s adelante, estamos todos muy tristes, consternados”, dijo el diputado Marcio Fran√ßa, presidente del PSB en Sao Paulo.

Demacrada y visiblemente emocionada, Marina Silva elogi√≥ a su compa√Īero de f√≥rmula y dijo que ambos trabajaron con “la esperanza de un mundo mejor, m√°s justo”, en una breve declaraci√≥n a los periodistas.

La muerte inesperada de Campos conmocion√≥ a Brasil y llev√≥ a Rousseff y a Neves a suspender por unos d√≠as la campa√Īa. La presidenta declar√≥ tres d√≠as de duelo.

La repercusión fue también grande fuera del país, con muchos inversionistas cautelosos ante unas elecciones cuyo resultado parece más incierto.

Tendencias Ahora