Notas
Londinenses pierden batalla legal contra instalación de misiles destinados a resguardar los JJ.OO.
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Los habitantes de un edificio de viviendas del este de Londres perdieron el martes su batalla legal para impedir la instalación de misiles antiaéreos en su tejado como parte del dispositivo de seguridad durante los Juegos Olímpicos.

Un juez del Tribunal Superior de la capital brit√°nica desestim√≥ la demanda de los residentes de la torre Fred Wigg, que alegaban no haber sido consultados de manera adecuada sobre esta instalaci√≥n que, seg√ļn ellos, les convierte en un posible blanco de atentado durante los Juegos (27 de julio-12 de agosto).

El gobierno y las agencias de seguridad encargados de la seguridad ol√≠mpica afirman por su parte que no existen “amenazas cre√≠bles” y que los emplazamientos elegidos para los misiles son “leg√≠timos”.

El ministerio de Defensa confirmó la semana pasada que iba a instalar el sistema de defensa antiaérea, compuesto por misiles Rapier y de Alta Velocidad, a partir de mediados en julio en seis puntos de Londres y sus inmediaciones, incluidos dos edificios de viviendas cercanos al parque olímpico de Stratford.

Los vecinos de la torre Fred Wigg, de 17 plantas y 117 apartamentos, ped√≠an una revisi√≥n judicial de la decisi√≥n, pero el juez Charles Haddon-Cave calific√≥ este martes de “inmaculada” la relaci√≥n entablada por el ministerio con la comunidad sobre este asunto.

El ministerio de Defensa indic√≥ que el principal objetivo del despliegue es proteger el parque ol√≠mpico de Stratford, donde llevar√°n a cabo la mayor√≠a de las competiciones y vivir√°n los atletas que participar√°n en los Juegos y aportar a la vez “tranquilidad y una poderosa fuerza disuasoria” a una ciudad que ya sufri√≥ mort√≠feros atentados terroristas en 2005.

El dispositivo de seguridad de Londres 2012 es el más importante en el Reino Unido desde la Segunda Guerra Mundial, y movilizará a más de 40.000 militares, agentes de policía y guardias de seguridad privados, con el respaldo de los servicios de inteligencia, aviones, helicópteros y buques de la marina.

Tendencias Ahora