Notas
Prostituta ligada a escándalo de agentes de Obama dice que rogó para cobrar
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La prostituta involucrada en el esc√°ndalo de los agentes del servicio secreto del presidente Barack Obama en Cartagena (Colombia) dijo que durante horas “rog√≥” para cobrarle a uno de ellos la tarifa que hab√≠a acordado, en una entrevista este viernes con Caracol TV y la W Radio.

“Le dije: ‘aqu√≠ hay un problema, porque si hubiese venido por gusto es totalmente diferente, pero yo no he venido por gusto’. Pr√°cticamente le rogu√© desde las 06H30 de la ma√Īana hasta las 10H00 para que me diera mi dinero”, cont√≥ la joven que se identific√≥ como Dania Londo√Īo.

Seg√ļn su relato, ella y una compa√Īera conocieron a los agentes en un bar de Cartagena, pero sin saber que integraban el equipo del servicio secreto. All√≠ bailaron y tomaron dos botellas de vodka antes de ir al hotel donde estaban hospedados los estadounidenses.

“Bailamos y a la hora de irnos (del bar) le dije ‘bueno, amor, me tienes que dar 800 d√≥lares, ese es el regalito que yo quiero para irme contigo. Me dijo ‘ok baby, v√°monos para el hotel’”, refiri√≥ la mujer.

“Ni mi amiga ni yo est√°bamos enteradas de que ellos eran agentes de Obama, para nada”, a√Īadi√≥.

Pero a las 06H30 de la ma√Īana del d√≠a siguiente, cuando le pidi√≥ el dinero pues ya se iba por exigencia del propio hotel, el agente le contest√≥ en ingl√©s “l√°rgate, perra, que yo no te voy a pagar”, refiri√≥ la prostituta al indicar que el hombre s√≥lo le entreg√≥ “50.000 pesos (unos 27 d√≥lares) para el taxi”.

El escándalo del servicio secreto estalló cuando Obama se encontraba en Cartagena para la VI Cumbre de las Américas, los pasados 14 y 15 de abril, aunque el encuentro con la prostituta ocurrió antes de la llegada del presidente estadounidense a esa ciudad.

Debido al esc√°ndalo, seis agentes del servicio secreto han dejado sus funciones.

Seg√ļn el relato de Londo√Īo, el pasillo de las habitaciones del hotel era custodiado por un agente de la polic√≠a local, que le ayud√≥ a reclamar su pago. Finalmente, entre varios integrantes del servicio secreto le pagaron 250 d√≥lares para que se fuese.

“Si le hubiese importado y no hubiese querido problemas, pues me daba mi dinero y no pasaba nada. Pero no fue as√≠. En mi espa√Īol yo les dije: si ustedes no tienen consideraci√≥n conmigo, por qu√© la voy a tener yo con ustedes. En ese momento me sent√≠a fuerte, porque la polic√≠a me apoy√≥ a m√≠”, dijo en la entrevista.

Tendencias Ahora