temas del día

Sociedad


El crimen de Kitty Genovese, la mujer que habría sido “asesinada frente a 38 personas”

http://murderpedia.org/
Publicado por
Envíanos tu corrección

Catherine Susan Genovese, era una joven como cualquier otra que vivía en Nueva York en la década de los 60. Era la mayor de cinco hijos de una familia de clase media, por lo que a los 19 años decidió independizarse, dejar su natal Connecticut y partir a la “gran manzana” en busca de una mejor calidad de vida.

Allí pasó por varios trabajos, hasta que encontró un puesto a la cabeza de un bar en Queens, donde también consiguió un departamento el que compartía con su pareja Mary Ann Zielonko.

Su vida parecía cotidiana y tranquila, nadie imaginaba que pronto su nombre se convertiría en un verdadero símbolo de la falta de empatía humana y en la protagonista de uno de los peores crímenes de los que se tenga recuerdo en EE.UU.

El 13 de marzo de 1964, Kitty -como le decían sus cercanos- regresó de trabajar pasadas las tres de la madrugada, estacionó su auto y caminó hacía su departamento en la calle Kew Gardens. En ese momento vio a un hombre que estaba apoyado en una pared, apuró el paso pero no alcanzó a llegar a su edificio antes de ser alcanzada por el sujeto.

KITTY |  http://murderpedia.org/
KITTY | http://murderpedia.org/

El hombre era Winston Moseley, un ex maquinista, que la apuñaló sin piedad dos veces en la espalda, según se consigna en un artículo de la revista Vanity Fair. Según informes de la época, a pesar de la hora, varios vecinos de la mujer escucharon sus gritos de auxilio, pero ninguno la ayudó ni llamó a la policía, sólo una persona gritó: “¡Deje en paz a esa muchacha!”.

Eso ahuyentó al delincuente, sin embargo, no fue suficiente. Nadie bajó o se acercó a ayudar a Kitty quien con sus últimas formas intentó arrastrarse hasta la entrada de su edificio con una herida mortal.

La mujer habría permanecido allí cerca de 30 minutos, hasta que su atacante regresó por ella. Esta vez no sólo volvió apuñalarla, sino que también la violó y robó el dinero que llevaba. Una vez más, nadie intervino.

Lugar de los ataques | http://murderpedia.org/
Lugar de los ataques | http://murderpedia.org/

Cuando todo acabó, un hombre identificado como Karl Ross llamó a la policía en busca de ayuda, quienes llegaron varios minutos más tarde en compañía de la ambulancia, en donde se trasladó a Kitty que no soportó el viaje y murió en el camino.

El caso público

La noticia de la muerte de una joven de 28 años impactó al público, sin embargo, la indolencia de quienes no le prestaron ayuda a la joven fue aún más impactante.

Dos semanas después de la muerte de Kitty, el New York Times escribió un artículo asegurando que 38 personas fueron testigos del asesinato.

Durante más de media hora treinta y ocho vecinos observantes de la ley en Queens vieron a un asesino acechar y apuñalar a su víctima en múltiples ataques separados en Kew Gardens”, se aseguraba en la nota del prestigioso diario.

TNYT | Lugar de los ataques | http://murderpedia.org/
TNYT | Lugar de los ataques | http://murderpedia.org/

Según el reportaje, los vecinos del lugar miraban desde sus ventanas lo que ocurría y todos buscaban excusas para no hacerse parte de lo que estaba sucediendo, dejando que la mujer muriese sola en la calle.

50 años después, un documental de Netflix titulado The witness y protagonizado por William, uno de los hermanos de Kitty, intentó revivir lo ocurrido aquella noche y averiguar la verdad sobre la historia de los 38 que dejaron morir a la joven.

Durante una década, Bill Genovese investigó el caso y habló con los sobrevivientes de aquella época y sus familiares. Poco a poco descubrió que las cosas no fueron exactamente como se relataron en la época.

De partida, Kitty no murió sola, sino que una vecina del lugar salió a auxiliarla y se quedó a su lado mientras fallecía. Además, el número de testigos era inexactos, y la mayoría de ellos no vieron lo que pasaba, sino que sólo escucharon gritos que atribuyeron a riñas callejeras.

The Witness High res

Al menos dos personas habrían llamado a la policía, pero esta no llegó a tiempo. De hecho, este caso ayudó a la creación de la línea de emergencia 911.

Durante el documental, Bill se entrevistó con el editor que estuvo a cargo del artículo del New York Times. “¿De dónde salieron los 38?”, preguntó Genovese. “No puedo jurar por Dios que hubiera 38 testigos. Algunos dicen que había más, otros que eran menos”, dijo A.M. Roshenthal. “Qué es cierto: la gente alrededor del mundo se vio afectada por el hecho. ¿Sirvió de algo? Apostarías tu ojo a que sí. Estoy contento por eso”, agregó.

El asesino

Aunque Winston Moseley fue detenido y confesó el asesinato de Kitty y de otras dos mujeres, hubo rumores de que en realidad él no era el asesino, los que por supuesto no eran ciertos.

La investigación determinó que el hombre era necrófilo, que disfrutaba de abusar de sus víctimas, y que su único motivo, era su deseo de asesinar.

Durante el documental, el hijo de Moseley culpó a Kitty asegurando que había insultado a su padre con términos racistas.

Winston Moseley fue condenado a pena de muerte, pero su sentencia fue reducida a 20 años. En 1968, escapó gracias a un elaborado plan que incluía ser trasladado a un hospital. En el viaje logró golpear al guardia dejándolo casi muerto, luego tomó cinco personas como rehenes, abusó sexualmente de ellos y los golpeó con bate. Tras ello, fue capturado nuevamente y llevado a prisión donde murió a los 81 años el 4 de Abril de 2016.

http://murderpedia.org/
http://murderpedia.org/

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados