temas del día

Notas


Mitos y verdades de la esterilización de mascotas

Dixie Wells (CC) Flickr
Publicado por
Envíanos tu corrección

En la actualidad, en nuestro país existen aproximadamente 3.5 millones de perros, es decir, aproximadamente uno por cada 5 habitantes. Muchos de ellos son los que a diario vemos en plazas y calles deambulando debido a la falta de cultura de sus dueños sobre tenencia responsable de sus mascotas.

El gobierno abordó este tema y ha tomado como medida central la esterilización de un número importante de ellos. En la campaña nacional, que abarcará 40 comunas de nuestro país, se pretenden esterilizar alrededor de 650 mil caninos machos y hembras, completando un 12 a 15% de la cantidad total. El plan nacional de esterilización de mascotas cuenta con un presupuesto de 20 mil millones de pesos hasta el año 2017 y la intervención no tendrá costo para los tenedores de estos animales.

A ello se suma plan integral de control y prevención canina anunciado recientemente por la Intendencia de Santiago, en el cual las 52 comunas que componen la Región Metropolitana serán beneficiadas con un plan de vacunación, esterilización e implantación de microchips y la castración de 400 mil perros de forma gratuita.

El jefe de carrera de Medicina Veterinaria de la Universidad del Pacífico, Juan Martin, asegura que la esterilización de animales trae variados beneficios. “Uno de los más importantes va en relación a la salud de su mascota. De hecho, se ha detectado que la esterilización de perras antes de su primer celo disminuye la presentación de patologías complicadas como los cánceres de mamas, y que la esterilización antes de los seis meses en los machos previene el cáncer testicular de alta prevalencia en la especie canina”, indica.

“Esta intervención quirúrgica también ayuda a prevenir otros cuadros infecciosos en perras y gatas, como es el caso de infecciones postparto llamadas piometras, producidas en hembras de varios partos. Esta infección suele provocar esterilidad o afectar la vida del animal, si es que no se diagnostica e interviene oportuna y adecuadamente mediante una histerectomía o extracción del útero”, agrega.

Al esterilizar a sus mascotas, no sólo mejorará su salud, sino que también las ayudará a vivir más, a tener una mejor calidad de vida, libre de estrés y agresiones con otros ejemplares del mismo género.

Hay quienes creen que al esterilizar a sus mascotas éstas perderán su identidad sexual, pero nada de esto ocurre. “Los animales no presentarán cambios de personalidad ni tampoco reacciones emocionales a la cirugía esterilizadora. Éstas son emociones humanas y no se presentan de igual manera en estos animales”, dice Martin.

Otro mito bastante escuchado es que las mascotas engordan después de ser esterilizadas. “Su perro o gato podría volverse más tranquilo, pero su peso no cambiará y se mantendrá acorde a su nivel de actividad, raza y edad”, señala el especialista.

Sin embargo, aclara que el motivo más importante para esterilizar las mascotas es prevenir la sobrepoblación canina y felina.

“Una perra sin esterilización puede procrear dos camadas cada año, con seis, ocho o diez a cachorros por camada, y una gata sin esterilizar podrá parir tres camadas cada año, con entre cuatro y seis gatitos en cada parto. Si ésta y su descendencia sobreviven durante toda su edad reproductiva, tendríamos una cuantiosa producción de 65.000 perros en seis años y 400.000 gatos durante su vida”, plantea el doctor Juan Martin.

La sobrepoblación de mascotas trae como consecuencia que muchas de ellas terminen desechadas, botadas o en el mejor de los casos en refugios de animales, suplicando ser adoptadas.

5 razones para esterilizar

Más allá de las razones médicas antes descritas, el jefe de carrera de Medicina Veterinaria de la Universidad del Pacífico, entrega 5 razones domésticas para esterilizar a su mascota.

1. Si una hembra no es esterilizada, entrará en celo al menos dos veces al año. En cada periodo de celo, la hembra presenta un flujo de sangre vaginal que dura 4 ó 5 días promedio, lo cual puede causar molestias y suele ser uno de los argumentos de aquellos propietarios irresponsables para deshacerse de estos animales y soltarlos a la calle, despreocupándose así de la madre y de su camada.

2. En periodo de celo, la hembra puede tratar de escapar para cruzarse y, aunque no lo logre, puede caer en un cuadro bastante común que corresponde a una falsa preñez. Los machos, por otro lado, perciben el olor de la hembra a larga distancia y la buscan con la finalidad de cruzarse, provocando muchas veces peleas entre ellos.

3. Aquellos perros o gatos que no están esterilizados, tienen la tendencia a vagar en búsqueda de una hembra. Una vez en la calle, corren el riesgo de ser atropellados, pudiendo causar accidentes vehiculares.

4. Al vagar, aumentan las probabilidades de que persigan a otros animales domésticos o salvajes, o bien que caminen en grupos o jaurías, aumentando el riesgo de que se peleen con otros animales o de que muerdan a personas que se les acerquen.

5. Los machos no esterilizados también marcan su territorio con su orina, produciendo un olor desagradable.

“La esterilización es saludable para los animales, para sus dueños y para el entorno comunitario. Sean responsables y si aman a los animales, esterilicen a sus mascotas. Así, además ayudarán a reducir un creciente problema nacional”, concluye el Jefe de Carrera de Medicina Veterinaria de la Universidad del Pacífico.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados