Notas


El atletismo arranca en Londres 2012, el Bolt-Blake calienta motores

Wikimedia (cc)
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

El atletismo, el deporte rey de los Juegos Olímpicos, se estrena por fin este viernes en Londres-2012, en una edición donde el duelo entre los jamaicanos Usain Bolt y Yohan Blake en los 100 metros acapara el interés, con Estados Unidos intentando no ser un mero espectador.

La disputa estelar en la línea recta no se hará esperar, ya que arrancará el sábado con las series y el domingo tendrán lugar ya las semifinales y la final, en el cara a cara más esperado de estos Juegos.

Los pulsos Jamaica-Estados Unidos en la velocidad, Kenia-Etiopía en el fondo y el medio fondo marcarán también los diez días de competición en la capital británica, pese a que el Bolt-Blake parece eclipsar de entrada casi todo.

En Pekín-2008, el nadador Michael Phelps hizo historia siendo el primero en conquistar ocho oros en una misma edición olímpica, pero su hazaña quedó incluso en un segundo plano ante la impresionante actuación de Bolt, que batió récords mundiales en su camino a tres títulos, los de 100, 200 y 4×100 metros.

Un año más tarde, en el Mundial de Berlín-2009, el ‘Relámpago’ deslumbró de nuevo repitiendo títulos en las pruebas de velocidad y rebajando sus propias plusmarcas, hasta los 9.58 en 100 metros y 19.19 en 200 metros.

En los últimos años nadie ha puesto en duda que es el mejor del mundo, un “extraterrestre” capaz de casi todo, incluso cuando en 2011 perdió su título mundial de los 100 metros al ser descalificado por una salida falsa en Daegu (Corea del Sur), lo que abrió el camino al título de Blake.

Pero este año, Blake lanzó un serio aviso ganando a un Bolt a medio gas en las selecciones jamaicanas, tanto en los 100 como en los 200 metros, lanzando así su candidatura al oro en Londres, pese a que el vigente campeón dijo justo antes de estos Juegos que ahora sí se siente preparado para triunfar.

“Siempre estoy preparado. He tenido pequeños problemas, pero estoy preparado”, insistió. “Mi espalda estaba un poco rígida y eso afectaba a los isquiotibiales. He estado entrenando durante dos semanas y media, y todo está bien”, afirmó.

Pero también se siente bien Blake, que se mostró muy seguro en sus posibilidades este mismo miércoles: “Mi filosofía es que el cielo es mi límite. Siempre he querido estar en unos Juegos Olímpicos. Es el sueño de todos”.

Los estadounidenses Tyson Gay y Justin Gatlin intentarán no ser meros espectadores, pero son conscientes de que la misión de lograr algo más que un bronce es muy complicada.

Pero el atletismo olímpico será mucho más que el glamour de estas estrellas.

En Pekín-2008, Estados Unidos decepcionó ante la actuación jamaicana, pese a que terminó al frente en medallas, con 23 preseas, siete de ellas de oro.

En los norteamericanos, Carmelita Jeter en la distancia corta y Allyson Felix y Sanya Richards-Ross en las pruebas de 200 y 400 metros aspiran a ser protagonistas en la prueba femenina.

Rusia, otra de las potencias del atletismo, acude también con altas expectativas y estrellas como Yelena Isinbayeva (que aspira a un tercer oro olímpico en salto con pértiga), Anna Chicherova (salto de altura) o Marya Savinova (800 metros).

En Moscú se piensa en una quincena de medallas, con los marchadores al frente. En el Mundial de Daegu-2011, Valeri Borchin (20 km) y Sergei Bakulin (50 km) consiguieron sendos títulos en la categoría masculina y en la femenina Olga Kaniskina ganó en los 20 kilómetros.

En las vallas, el cubano Dayron Robles (110 metros) tratará de revalidar su título olímpico, mientras que en los 400 metros el puertorriqueño Javier Culson.

Otras de las grandes bazas latinoamericanas serán la campeona mundial brasileña de salto con pértiga, Fabiana Murer, la colombiana Caterine Ibargüen (triple salto) o los marchistas, con el también colombiano Luis Fernando López (bronce en Mundial-2011) y el mexicano Eder Sánchez (bronce en Mundial-2009).

África, a pesar de los progresos estadounidenses y del británico de origen somalí Mo Farah, continúa siendo la reina en el medio fondo y el fondo, con la rivalidad Kenia-Etiopía.

Los kenianos quieren recuperar el reinado en los 10.000 metros y los etíopes que su nueva generación plante cara en los 800 metros al ultrafavorito keniano David Rudisha.

Europa parece relegada a contentarse con las migajas del pastel, con Alemania, Francia y Gran Bretaña intentando evitarlo, mientras España, que en el Mundial-2011 sólo sumó un bronce, llega sin muchas expectativas.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados