Notas


La ciberseguridad: mercado en pleno boom para los industriales y la defensa

  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Ataques de piratas, espionaje industrial y virus destructores han convertido a la red internet en la quinta dimensión de la defensa, y los industriales se precipitan sobre este mercado en pleno boom.

Estados Unidos inculpó el martes a cinco ciberpiratas, algunos afiliados al grupo de hackers Anonymous, acusados de ataques contra un total de un millón de víctimas, incluidos gobiernos y grandes empresas.

Las pérdidas causadas por estos ataques han reforzado la toma de conciencia de la vulnerabilidad de las redes y de la importancia de la ciberseguridad, tanto para los Estados como para las empresas.

La firma británica Ultra Electronics evaluó el mercado mundial de ciberseguridad en unos 50.000 millones de dólares anuales.

“Y este mercado crece un 10% anual, dos veces más rápido que el conjunto del sector de tecnologías de la información”, subrayó Denis Gardin, Director del Cassidian Cyber Solutions, una unidad del gigante europeo de la aeronáutica y la defensa.

Se trata casi de una fiebre del sector, bautizado ‘quinta dimensión de la defensa’, después de la tierra, el mar, el aire y el espacio.

“Desde hace un año, los industriales de defensa han adquirido empresas de tecnología a ritmo frenético para reforzar las capacidades en la ciberseguridad”, recalcó Guy Anderson, analista en jefe de Jane’s IHS.

“El ciberseguridad pasó a ser percibida como una bote de rescate para la industria cuando el gasto en defensa se desplomaba en todos los países occidentales: era uno de los últimos sectores de crecimiento”, añadió ese experto.

La OTAN tomó conciencia del problema desde que unos ataques lanzados desde Rusia saturaron las páginas del gobierno estonio en 2007, durante una crisis entre Moscú y Tallín. La Alianza del Atlántico Norte dispone ahora de una base de ciberdefensa en la capital estonia.

También en 2007, Israel pirateó la red de defensa antiaérea siria, y tomó el control de sus pantallas de radar cuando la aviación israelí destrozaba una central nuclear en construcción, afirma Richard Clark, un antiguo consejero de la Casa Blanca, en su libro “Cyberwar”.

Desde entonces, los ataques son cada vez más sofisticados, pasando de los robos de propiedad intelectual a la destrucción física de las máquinas.

“A partir de 2009 pasamos a recuperar la información penetrando en los sistemas más sensibles”, apunto Philippe Cothier, del Centro de Estudios y de Prospectiva Estratégica.

En 2010, el misterioso virus Stuxnet atacó las centrifugadoras del programa nuclear iraní.

“Era una buena idea”, comentó un antiguo director de la CIA Michael Hayden. Pero creó un precedente peligroso. “Ante los ojos del resto del mundo, legitimó este tipo de actividad”, admitió.

Los gobiernos occidentales refuerzan así sus defensas; el Pentágono se ha dotado de un cibermando y las cifras más fantásticas circulan sobre batallones de hackers formados por China.

La ciberseguridad no concierne apenas a la defensa. “Las redes son los sistemas nerviosos de la sociedad”, subrayó Stanislas de Maupéou, del grupo francés Thales.

“El mundo cibernético se ha convertido en algo absolutamente enorme”, dice Cothier, quien recordó que incluso las neveras tienen direcciones IP (Internet Protocol), número de identificación atribuido a cada aparato vinculado a la red internet.

“En 2008 habían en el mundo 2.000 millones de direcciones IP, hoy hay 30.000 millones, cuatro veces que la población mundial”, subraya.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados