Notas


SISS de Valparaíso inicia estudio para determinar responsabilidades por agua con mal sabor y olor

Carlos Órdenes
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

La calidad del agua potable de la región de Valparaíso ha estado en tela de juicio. Las denuncias en zonas como Concón, Quintero, Curauma y Reñaca respecto a la calidad del servicio ha llevado a la Superintendencia de Servicios Sanitarios local a iniciar una investigación para determinar las causas del por qué ésta llega turbia, con mal sabor y olor a los domicilios locales.

En conversación con A Toda Radio de Bío-Bío de Valparaíso y Viña del Mar, el jefe regional del organismo, Carlos Órdenes, señaló que paralelamente al sumario sanitario, ya en curso, la institución inició un estudio que se complementará con el del organismo de salud para determinar responsabilidades. A juicio de Superintendencia local, hay un problema y se está determinando a qué obedece.

Si bien la explicación técnica dice que producto de la estacionalidad y escasez de recursos disponibles hace que proliferen algas que generan los problemas en esta zona, para los usuarios no es suficiente. El propio jefe regional del servicio ha probado el agua en las zonas y ratifica que tiene sabor a mohosidad y olor a tierra, tema que a juicios de los expertos podría tener graves problemas para la salud.

A raíz del hecho que afectó a la V Región se han modificados los procedimientos de la Superintendencia, tales como que las primeras muestras de olor y sabor se toman directamente en las casas de los clientes y no en las plantas respectivas de tratamiento.

El Jefe de la superintendencia local señaló que de determinarse responsabilidades de la empresa en este fenómeno se arriesgan multas de hasta 460 millones de pesos al año y que por ley la empresa no está mandatada a compensar a los usuarios por este u otros problemas con el servicio.

Ademas señaló que por la geografía de la región la presión de agua a los cerros de Valparaíso ha sido un permanente problema, sobre todo cuando se corta la energía eléctrica y dejan de funcionar las bombas de la empresa. Este tema a juicio de la utoridad debe enfrentarlo la empresa ESVAL, sin que ello signifique un aumento de los costos para los usuarios locales.

Lo claro es que aún los miles de clientes de la Región siguen pagando el servicio de agua potable que es turbia, con olor a moho y sabor a tierra.

Escuche la entrevista completa de A Toda Radio de Bío-Bío de Valparaíso y Viña del Mar:

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados