Pescadores artesanales anunciaron la radicalización de las manifestaciones ante la medida impulsada por el Ejecutivo que pone suma urgencia al proyecto de prórroga de la entrada en vigencia de la Ley de captura de la Jibia, la cual iba a hacerse efectiva a contar del próximo 16 de agosto.

Dirigentes de la jibia de todo el país se reunieron en Talcahuano, región del Bío Bío, para abordar el polémico anuncio, el cual fue catalogado como “una traición”, considerando el largo proceso por el que atravesó la ley para su aprobación en enero pasado.

David Castro, presidente de la coordinadora de la jibia en el Bío Bío, explicó que hubo una asamblea nacional con pescadores donde participaron desde nueve regiones del país, en la cual acordaron continuar movilizándose.

Durante el miércoles ocurrieron incidentes en el ingreso al puerto de San Vicente en Talcahuano, donde manifestantes encendieron barricadas y bloquearon el paso de los camiones de la industria, por lo que fue necesaria la intervención de Fuerzas Especiales de Carabineros par despejar el lugar.

El proyecto que aplazaría en dos años la entrada en vigencia de la Ley de la Jibia, modifica la Ley de Pesca limitando la extracción del recurso a la potera o línea de mano.