Nacional
Martes 15 enero de 2019 | Publicado a las 04:00 · Actualizado a las 16:53
Documento revela que funcionarios de Contraloría realizaron safari durante horario laboral en Kenia
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El Consejo Superior de la Contralor√≠a General de la Rep√ļblica resolvi√≥ en diciembre pasado abrir un sumario por el safari que realizaron en Kenia altos funcionarios de la instituci√≥n, mientras ejecutaban una auditor√≠a financiera a los fondos que entrega la Organizaci√≥n de Naciones Unidas (ONU) a programas humanitarios en ese pa√≠s.

La defensa de los involucrados apunta a que el paseo al parque nacional ‚ÄúMas√°i Mara‚ÄĚ se realiz√≥ el 17 de agosto del a√Īo pasado fuera de horario de labores. Sin embargo, la reserva realizada por la jefa del ‚ÄúDepartamento de Auditor√≠a Externa, Junta de Auditores ONU-CGR‚ÄĚ Mar√≠a Francisca del Fierro Vensprezmy, indica que el safari comenzaba a las 13:00 horas de ese d√≠a viernes, en jornada laboral, trabajo que les report√≥ a los funcionarios hasta 30 mil d√≥lares por vi√°ticos (poco m√°s de $20 millones).

El horario y el detalle del safari en Nairobi aparece en el documento de la agencia ‚ÄúBCD Travel‚ÄĚ al que tuvo acceso en exclusiva Radio B√≠o B√≠o.

Vea la reserva para el safari a Kenia:

Del Fierro fue la encargada de contactar al operador tur√≠stico en Kenia, Benjam√≠n Murwayi, el 7 de agosto de 2018, poco despu√©s de arribar a Nairobi. Junto a ella hicieron el recorrido tur√≠stico dos funcionarias a su cargo, Cristel Bustos y Aracelli Ahumada -que aparecen en la fotograf√≠a- y el abogado Alejandro Valenzuela Mar√≠n, asesor directo del contralor Jorge Berm√ļdez.

Los cuatro funcionarios pudieron disfrutar de los paisajes de la reserva nacional Masái Mara, ubicada al sudoeste de Kenia, cerca de la frontera con Tanzania, donde se pueden ver leones, elefantes, cebras, jirafas y otros animales por las llanuras y colinas que atraviesan los ríos Mara y Talek.

Misión ONU

La Contralor√≠a General de la Rep√ļblica result√≥ escogida en noviembre del 2017 para ser miembro de la Junta de Auditores de las Naciones Unidas que integran adem√°s los organismos fiscalizadores de India y el Tribunal de Cuentas de Alemania.

La labor comenzó en julio pasado y su objetivo es auditar financieramente los fondos que se emplean en cada uno de los programas como ONU-Habitat, Fondo de pensiones de la ONU, ONU Mujer y Misiones de paz de las Naciones Unidas.

Para enfrentar el desaf√≠o, el contralor Jorge Berm√ļdez cre√≥ el ‚ÄúDepartamento de Auditor√≠a Externa, Junta de Auditores ONU-CGR‚ÄĚ para cumplir con esta tarea y design√≥ como jefa a quien -hasta ese momento- ejerc√≠a como abogada jefa de la Unidad de Medioambiente, Mar√≠a Francisca del Fierro Vensprezmy. Ambos se conocieron cuando trabajaron en la superintendencia del ramo.

Pues bien, los equipos de fiscalizadores se instalaron desde julio pasado en diversos pa√≠ses para revisar en terreno los gastos con fondos de la ONU. Todos los ‚Äúteams‚ÄĚ quedaron bajo la direcci√≥n general de del Fierro Vensprezmy. El superior directo de esta √ļltima es Eduardo D√≠az, jefe de la Divisi√≥n de Auditor√≠a de la Contralor√≠a, quien cuenta con el apoyo de Arturo Vera titular del ‚Äúback office‚ÄĚ; es decir, el apoyo log√≠stico desde Chile para las labores de control administrativo y contable en otros continentes.

Sin calificación

El 21 de octubre de 2018 lleg√≥ a Kenia Macarena Mart√≠nez, una nueva auditora cuya labor ser√≠a fiscalizar la revisi√≥n que se estaba realizando. Ah√≠ detect√≥ que las labores de control financiero eran ejecutadas por abogados, administradores p√ļblicos o personal no calificado, lo que afectaba directamente la calidad de los trabajos.

En noviembre report√≥ directamente a su jefa Mar√≠a Francisca del Fierro -quien se encontraba en Santiago- que el nuevo especialista inform√°tico, Gonzalo Cort√©s contratado y enviado por la Contralor√≠a a √Āfrica para revisar los sistemas Oracle, IPas, entre otros, no sab√≠a hacer las pruebas computacionales necesarias.

‚ÄúNo tiene experiencia en este trabajo y no sabe c√≥mo hacer estas pruebas (…) no tiene el perfil profesional requerido‚ÄĚ, escribi√≥ Mart√≠nez.

Agreg√≥ que su comportamiento ‚Äúno est√° acorde con el esperable de un funcionario p√ļblico en comisi√≥n de servicios‚ÄĚ, se lee en el reporte redactado por Mart√≠nez a su jefa. Al no obtener respuesta inmediata, la fiscalizadora tom√≥ contacto con Eduardo D√≠az, Jefe de la Divisi√≥n de Auditor√≠a de la CGR, al que denunci√≥ que Del Fierro estaba actuando autoritariamente y que ejerc√≠a conductas de acoso laboral.

El 7 de diciembre, tras su regreso a Chile, Martínez volvió a tomar contacto con Díaz indicándole que la contratación del especialista informático había significado el retraso de toda la auditoría y la pérdida de 30 mil dólares en viáticos.

Apunt√≥, adem√°s, que del Fierro estaba tratando de sacarla del equipo, a pesar de hacer su trabajo correctamente. Seg√ļn el relato de la profesional, D√≠az le pidi√≥ que tratara de ‚Äúno distraerse ni hablar mucho con nadie‚ÄĚ sin tomar medidas.

El 17 de diciembre, Macarena Martínez comunicó a sus superiores que Del Fierro la destituyó del equipo de Kenia y de paso les informó que se había enterado del safari, realizado en horario laboral.

Ante los reclamos, del Fierro acudi√≥ a la ‚Äúoficial de integridad‚ÄĚ de CGR para denunciar que Mart√≠nez amenaz√≥ con demandarla.
Sin embargo, el Consejo de Integridad del organismo fiscalizador, presidido por la subcontralora, Dorothy P√©rez, y compuesto por dos contralores regionales y 4 jefes de Divisi√≥n -incluido Eduardo D√≠az- propuso al contralor Berm√ļdez iniciar un sumario administrativo. Ello, con el fin de establecer si efectivamente el safari a Kenia se realiz√≥ en horario laboral y por la contrataci√≥n de un profesional que no cumpl√≠a el perfil, con el gasto en vi√°ticos asociado. La indagatoria administrativa se encuentra en curso.

Mart√≠nez hab√≠a anunciado una ‚Äúdemanda de tutela‚ÄĚ en los tribunales laborales ante los presuntos actos acoso, lo que de acuerdo a fuentes consultadas por Radio B√≠o B√≠o reemplazar√° por un recurso de protecci√≥n en contra sus superiores.

El asesor de Berm√ļdez

El abogado Alejandro Valenzuela Mar√≠n, uno de los cuatro integrantes del safari, estudi√≥ Derecho en la Universidad Cat√≥lica de Valpara√≠so y se titul√≥ en diciembre de 2015, una semana despu√©s que su profesor Jorge Berm√ļdez, asumiera como Contralor General de la Rep√ļblica.

Su cargo es ‚ÄúAbogado Asesor de Gabinete del Contralor General‚ÄĚ, con sueldo grado 8, que con metas e incentivos puede llegar a los 6 millones 800 mil pesos mensuales. Esta tarea la comparte con los juristas Loreto Valenzuela y Gonzalo G√°lvez. Ambos son los que revisan todos los documentos para la firma r√°pida de Berm√ļdez. Valenzuela, en cambio, seg√ļn las fuentes consultadas por este medio, tiene un rol m√°s cercano, pues lo acompa√Īa en viajes al extranjero y mantiene contactos pol√≠ticos con asesores de diputados y senadores.

En documentos requeridos, invocando la Ley de Transparencia, Valenzuela aparece con 62 viajes en total entre 2016 al 24 de octubre del a√Īo pasado. De estos, 16 han sido al extranjero, a destinos tan diversos como Nairobi en Kenia; Bonn en Alemania; Asunci√≥n en Paraguay; Punta Cana en Rep√ļblica Dominicana; Buenos Aires en Argentina; Lima en Per√ļ; Bogot√° en Colombia; o San Salvador en El Salvador.

Los cuestionamientos al interior de la entidad revisora por el safari a Kenia apuntan a que en su estadía de casi un mes, la institución debió costear los 20 mil dólares en viáticos que recibió la profesional.

En particular, destacan que el trabajo a desarrollar es la auditor√≠a a ‚Äúestados financieros‚ÄĚ que se basan en estrictas normas internacionales, que requieren profundos conocimientos y certificaci√≥n en la materia. En esta √°rea, en general, los abogados carecen de experiencia.

Pues bien, en el currículum de Valenzuela no figuran aspectos académicos relacionados con este tipo de trabajo de carácter transnacional.

Este medio requiri√≥ una versi√≥n de Contralor√≠a. En ella se explic√≥ que el Consejo Superior de Integridad revis√≥ este caso y propuso a Berm√ļdez ‚Äúla realizaci√≥n de un procedimiento disciplinario, el cual ya se inici√≥ con el fin de dilucidar la efectividad de los hechos denunciados‚ÄĚ. En esa l√≠nea se aclar√≥ que la indagatoria no busca determinar qu√© actividades realizan en sus horarios libres.

Se indic√≥, asimismo, que al menos hasta ahora, ‚Äúning√ļn funcionario ha sido desvinculado de la instituci√≥n ni degradado, por lo mismo, respecto de la funcionaria Macarena Mart√≠nez, ella no ha experimentado la rebaja de grado (…) manteni√©ndose en el grado 13 de la planta profesional.

Tendencias Ahora