Internacional
Lunes 24 febrero de 2020 | Publicado a las 11:12 · Actualizado a las 11:48
Confes√≥ uno de los sospechosos de asesinar a ni√Īo de 4 a√Īos y violar a su madre en Argentina
Por Diego Vera
La información es de Perfil
visitas

El atroz caso de violaci√≥n de una mujer y el asesinato de su hijo de apenas 4 a√Īos que conmocion√≥ a Argentina, parece estar camino a dilucidarse, luego que la v√≠ctima identificara el s√°bado a uno de sus agresores, quien confes√≥ el crimen.

El hombre hab√≠a sido detenido el viernes junto a otro sospechoso -un adolescente de 16 a√Īos-, pero fueron puestos en libertad por falta de pruebas y debido a que la mujer no pudo realizar el reconocimiento de los victimarios.

Seg√ļn se indic√≥, el sospechoso ten√≠a golpes y ara√Īazos en la cara y adem√°s le hab√≠an encontrado zapatillas y ropas con manchas que parec√≠an ser de sangre al momento de su primera detenci√≥n, pero curiosamente y sin esperar pericias, el juez Oldemar Villa dispuso a las pocas horas que los dos detenidos fueran liberados, contra la opini√≥n de los investigadores, afirmando que “no hab√≠a razones para que no siguieran en libertad hasta la rueda de reconocimiento”.

El primer intento de ese reconocimiento debió suspenderse porque la víctima se descompensó, pero cerca de la medianoche se pudo realizar y la mujer identificó a uno de sus atacantes, justamente uno de los sospechosos que habían sido liberados. Luego en la sede policial habría admitido también la autoría del demencial suceso.

El tema fue anticipado por La Opinión Austral, que consignó que el magistrado había ordenado el viernes 21 de febrero la liberación de ambos sospechosos, pese a que en los allanamientos se había encontrado ropa con manchas presuntamente de sangre y que junto a los sospechosos estaba un perro con el pelo ensangrentado, animal que María Mercedes recordaba haber visto la tarde que fue atacada por los dos hombres.

La mujer de 44 a√Īos y su hijo Santino de 4 fueron sorprendidos en una playa cercana a Puerto Deseado en la provincia patag√≥nica de Santa Cruz, donde el menor fue asesinado a golpes y la mujer violada. Los atacantes golpearon con piedras a la mujer y la dieron por muerta.

El terrible episodio deriv√≥ en numerosos allanamientos el pasado viernes, en un barrio de las afueras de la ciudad conocido como “La Favela”, se inspeccion√≥ a varios hombres y dos de ellos quedaron detenidos, por su parecido con los identikit confeccionados en base al testimonio de la mujer agredida, y porque ten√≠an lesiones en la cara.

El testimonio de mujer dio adem√°s un dato clave: dijo que uno de los atacantes le dec√≠a al otro que ten√≠an que matarla porque “no quer√≠a volver a la c√°rcel”, lo que delimit√≥ la b√ļsqueda a un grupo espec√≠fico de ex convictos.

Los dos detenidos hab√≠an sido aprehendidos el viernes, pero liberados horas despu√©s “por falta de requerimientos probatorios”, aunque permanecieron con una custodia policial. Tanto el detenido como su presunto c√≥mplice son de Puerto Deseado: uno de ellos fue reconocido por la mujer, confes√≥ el crimen, y el otro tiene apenas 16 a√Īos.

Un gran grupo de vecinos se congreg√≥ en Puerto Deseado para reclamar justicia, recordando adem√°s otros hechos de inseguridad en la zona. Seg√ļn se√Īal√≥ La Opini√≥n Austral, luego de la confesi√≥n de los uno de los detenidos, para el juez Villa se habr√≠a tratado de “un crimen por odio de g√©nero”, y pidi√≥ “calma a la sociedad”, afirmando que est√°n trabajando “de la mejor manera posible”.

El dram√°tico hecho de violencia ocurri√≥ el pasado jueves, cuando Mar√≠a Mercedes y Santino caminaban en una zona denominada “Cueva de los Leones”. La mujer fue reducida a golpes, llevada junto a su hijo hacia una zona cercana a la playa y el ni√Īo asesinado a golpes.

La autopsia constat√≥ que el ni√Īo muri√≥ por una hemorragia interna causada por “politraumatismos de cr√°neo realizados con un elemento contundente”. Los resultados de la autopsia fueron dados a conocer por el ministro de Seguridad de Santa Cruz, Lisandro de la Torre. Luego de violar a la mujer y golpearla con una piedra en la cabeza, los delincuentes la creyeron sin vida y escaparon del lugar.

Tendencias Ahora