Artes y Cultura
Lunes 18 febrero de 2019 | Publicado a las 11:12 · Actualizado a las 11:30
Ya está en Chile: las exigencias que hizo Luis Miguel para sus cuatro conciertos en Santiago
¿Encontraste algún error? Avísanos visitas

Ya está en Chile Luis Miguel, el cantante azteca que esta semana se presentará los días 19, 20, 22 y 23 de febrero en el escenario del Movistar Arena.

Anoche, a las 21:00 horas, se reunió con sus músicos en el escenario del Parque O’Higgins para concretar los primeros ensayos de su visita, los que quedaron registrados en videos difundidos en redes sociales.

De acuerdo a datos del diario La Tercera, el “Sol de México” arribó la madrugada de ayer en un vuelo directo desde Punta Cana, donde optó por descansar unos días antes de retomar su gira internacional.

En Santiago lo esperaban sus fans y el equipo de producción, que ya alistó parte de las exigencias que la voz de La Incondicional hizo para su regreso a Santiago.

Según detalla el matinal de Chilevisión La Mañana, para esta ocasión se repetirían las 20 rosas blancas de tallo largo y sin espinas que pidió para su camarín en 2012, en el marco de su última visita al Festival de Viña del Mar.

Tres velas gigantes del mismo color y con aroma a jazmín, siempre en adornos de vidrio, también serán parte de la decoración de su momento a solas en Movistar Arena, además de 120 toallas blancas para su uso.

Este año, además, sumó un requerimiento especial: la disposición de basureros sustentables en todo el inmueble durante su presentación, para deshechos orgánicos, plásticos y de vidrio.

Según el matutino, para este jueves 21 de febrero (su “día libre” en medio de la saga de conciertos), Luis Miguel visitaría la viña Ventisquero donde producen un vino en su honor, bautizado como Único.

Vinos y un menú con productos marinos también fueron parte de sus solicitudes. “(Le gusta) comer mariscos y los vinos chilenos. Su plato predilecto son las machas a la parmesana. Le gusta la centolla fresca y de repente se come unos loco. Más que nada le gusta el piqueo, el congrio a la plancha”, comentó al matinal el chef Coco Pacheco, su anfitrión en visitas pasadas.

“Es un amante de los vinos, es un coleccionista, tiene una cava en Acapulco con más de 100 botellas. Cuando hablamos, hablamos mucho de vino”, agregó.

Tendencias Ahora