Artes y Cultura
Jueves 15 agosto de 2019 | Publicado a las 09:16 · Actualizado a las 09:16
Necesaria re-edición de "El mundo herido" de Armando Méndez Carrasco (1915-1984)
visitas

‚ÄúEl mundo herido‚ÄĚ es un libro que muestra con crudeza la marginalidad de los cerros, El Litre y La Cruz en particular, y el plan de Valpara√≠so de fines de los a√Īos 20 e inicios de los 30.

El autror se sit√ļa como ‚ÄúUn muchacho perdido, rebelde, con talento de ga√Ī√°n.‚ÄĚ (pp 43)

Conocedor de esa realidad -donde vivi√≥ parte de su infancia- y del lenguaje tanto popular como de la clase media-baja, Armando M√©ndez Carrasco (1915 ‚Äď 1984) entrega una mirada desde ‚Äúadentro‚ÄĚ que empatiza con los vagabundos, los peque√Īos delincuentes, vendedores ambuilantes, las prostitutas.

‚ÄúDespu√©s el hombre-sexo se vest√≠a, dejaba unos billetes sobre el velador y la hembra se quedaba con la amargura en los labios.‚ÄĚ (pp 272).

‚ÄúEsa casa de placeres seguir√≠a entrelazando las gracias de la carne con la angustia del esp√≠ritu.‚ÄĚ (pp 288)

Armando M√©ndez Carrasco (El mundo herido, 1955; Chicago Chico,1962; ¬°Ordene mi teniente!, 1970; La Mierda, 1972) fue varias veces censurado por coprol√°lico (por usar un lenguaje grosero, obsceno y vulgar), motivo por el cual se radic√≥ en Los √Āngeles despu√©s del Golpe de Estado.

‚Äú– ¬ŅPor qu√© no los dec√≠s c√≥mo tiene el choro? Cre√≠s que no los hemos dao cuenta que la Cintya llega a rascar el pico cuanto tira.‚ÄĚ (pp 264)

Es que Armando M√©ndez Carrasco parece hacer suya una frase que cuela a la pasada: ‚ÄúLa franqueza no ten√≠a velos…‚ÄĚ (pp 274)

Pero es justamente esa franqueza y el uso de ese lenguaje, propio de los personajes que son protagonistas de sus libros, el que permite acercar al lector a esos mundos marginales, vulnerados. Mundos que el reivindica acusando el abandono en el que la sociedad los tiene.

‚ÄúEl mundo herido‚ÄĚ se centra en ‚ÄúCuripipe‚ÄĚ, un ni√Īo hijo de un profesor alcoh√≥lico y de una mujer frustrada, mostrando las penurias materiales y afectivas que vive.

‚ÄúLe vi siempre borracho, arrastr√°ndose, f√©tido, descompuesto, hediondo de continuo a mierda‚ÄĚ (pp 73)

Es esa situaci√≥n lo que lleva a ‚ÄúCuripipe a buscar lealtades en un par de ni√Īos vagabundos (Pitop√°n y Timbirita), ladrones ocasionales.

Armando M√©ndez Carrasco usa un lenguaje rico y diverso de mundos populares que muestran culturas locales fuertes -aunque lejanas y opuestas a la ‚Äúacademia‚ÄĚ-, culturas que se relacionan con el sobrevivir, con el poder soportar las precariedades de todo tipo como el desprecio y las vulneraciones que sufren tanto por parte de las polic√≠as como de las personas, de la sociedad que descargan en ellos sus propias frustraciones.

Y la conclusi√≥n es ruda: ‚ÄúLosotros nacimos pa la c√°rcel‚ÄĚ (pp 71, pp 290)

‚ÄúUn mundo herido‚ÄĚ es un gran libro que permite adentrarse en ese Chile marginal de anta√Īo y, a partir de √©l, analizar la situaci√≥n actual.

En este sentido, ‚ÄúUn mundo herido‚ÄĚ aborda, adem√°s, temas que nos resuenan de manera violenta hoy, como es la tortura -expl√≠cita y brutal- que le aplica personal de Investigaciones a Curipipe para que se inculpe de un crimen que no ha cometido o el abuso sexual que sufre por parte de un sacerdote.

‚Äú- Adem√°s, si un sacerdote es malo, los otros no lo son.‚ÄĚ (pp 73)

Vale destacar la gran re-edición que ha hecho Tajamar Ediciones, que no sólo casi no tiene errores, sino que indica los distintos cambios que introdujo su autor en las cinco ediciones anteriores del libro.

Destacar además que buena parte de los libros de Méndez Carrasco fueron auto-ediciones, dado el desprecio que sufrió por parte de la élite literaria como por parte de editoriales.

Finalmente, mencionar que este libro y la obra de Armando Méndez Carrasco se complementa, por ejemplo, con El río de Alfredo Gómez Morel y autores como Luis Rivano y otros que retrataron mundos populares, marginados.

El  mundo herido, Tajamar Editores (c)
El mundo herido, Tajamar Editores (c)

El mundo herido

Armando Méndez Carrasco
Tajamar Editores
Santiago de Chioe, abril de 2019

Tendencias Ahora