Notas
Planta sudafricana se convierte en un verdadero misterio para laboratorios antidoping
Publicado por: Gabriela Ulloa
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Es casi tan potente como el viagra, pero al contrario que las peque√Īas pastillas azules, la planta sudafricana “bangalala”, no se encuentra en farmacias, y tambi√©n es dif√≠cil de detectar, incluso para el potente laboratorio antidopaje del Mundial 2010.

Seg√ļn un estudio realizado en 12 pa√≠ses africanos, m√°s del 30% de los atletas utilizan la conocida en Sud√°frica como muti, la medicina tradicional, que tambi√©n estar√° presente en la gran fiesta del bal√≥n que comienza el viernes.

En el estadio Soccer City de Johannesburgo, donde se inaugurará el campeonato mundial el viernes, un buey fue sacrificado por curanderos tradicionales y brujos, que invocaron a antepasados y dioses para bendecir los diez estadios del país donde se desarrollarán los partidos.

Mientras que las creencias en la medicina tradicional sigue siendo fuertes, ya que hasta un 70% de los sudafricanos consultar√° en alg√ļn momento a alguno de los 200.000 curanderos que hay en el pa√≠s, el conocimiento cient√≠fico acerca de la misma sobre sus efectos en el f√ļtbol sigue siendo peque√Īo.

“Tenemos que confesar que no sabemos mucho acerca de ella”, afirma el jefe m√©dico de la FIFA, Michel D’Hooghe, que se refiere a los efectos estimulantes o diur√©ticos que pueden tener algunas plantas, aunque se muestra confiado en que la medicina tradicional no ser√° un problema en el Mundial.

La FIFA generalmente evita comentar las tradiciones o supersticiones que envuelven a todos los equipos del mundo, como, por ejemplo, que el portero francés Fabien Barthez dejara, durante el Mundial de 1998 que ganó Francia, al defensa Laurent Blanc besar su calva antes de cada saque inicial.

Muchos jugadores hacen el signo de la cruz cuando entran en el terreno de juego, el Barcelona tiene una capilla en su estadio y el brasile√Īo Kak√° es famoso por llevar una camiseta con el lema “pertenezco a Jes√ļs” bajo su el√°stica de juego.

La FIFA s√≥lo se quej√≥ el pasado a√Īo en Suazilandia cuando alguien cav√≥ un hoyo y enterr√≥ los despojos de un pollo quemado en medio de un nuevo terreno de juego.

La mayor parte del muti en Sud√°frica tiene forma de pociones herbales o b√°lsamos, que algunas veces incluyen partes de animales o sangre, para mejorar el rendimiento o curar lesiones. Algunos jugadores pueden incluso llevar un peque√Īo muti talism√°n durante el partido.

Pieter van der Merwe, jefe del Laboratorio Sudafricano para el Control del Dopaje, dijo que los jugadores podrían no saber exactamente qué están consumiendo cuando van a ver a un curandero.

“El problema es que si esa persona est√° tomando medicinas tradicionales y no sabe lo que es, siempre hay el riesgo de que d√© positivo en un control antidopaje sin saberlo”, afirm√≥ Van der Merwe.

Más de 100 compuestos químicos prohibidos por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) están en la lista negra del laboratorio oficial antidopaje del Mundial 2010.

Las pruebas aleatorias de orina pueden ser examinadas en busca de compuestos como los anabolizantes los esteroides o los estimulantes, pero los expertos creen que algunos principios activos en ciertas medicinas tradicionales podrían ser indetectables.

“Es muy improbable que organismos como la AMA o la FIFA tengan base de datos con medicinas tradicionales africanas”, dice Winton Hawksworth del South African Institute for Drug Free Sport.

“Personalmente, no creo que haya que preocuparse mucho, ya que estoy convencido de que no hay muchas pruebas cient√≠ficas que puedan apoyar que la medicina tradicional africana puede mejorar el rendimiento” del jugador, concluy√≥.

Tendencias Ahora