Notas


Cómo mejorar la velocidad y extender tu WiFi en 10 pasos sin gastar un peso

Sébastien Bertrand (CC) Flickr
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Con estos sencillos consejos –la mayoría de ellos no te costará un solo peso- podrás optimizar el funcionamiento de tu internet inalámbrica para evitar quedarte dormido frente la pantalla mientras descargas un archivo o ser interrumpido por ese odioso mensaje de “buffering” (almacenando datos temporales) mientras tratas de ver un video online.

Porque nada hay más molesto que cuando estás trabajando en el computador los sitios web tarden siglos en cargarse o que la película que ves en Netflix se quede pegada a cada rato, restándole fluidez y congelándola en los momentos más inoportunos, ¿verdad? En BioBioChile te presentamos una guía para asegurarte que no pierdas ni un bit por cometer errores bastante simples de prevenir.

1. El router al pedestal

Admitámoslo, ese aparatito mágico que se encarga de transmitir internet a través del aire no es de lo más bonito, pero no caigas en la tentación de esconderlo porque no le hace juego al estilo de tu living. No, no. Imagina que tu router es un pequeño tótem del siglo XXI y para que pueda bendecir tu hogar con sus energías positivas es importante ubicarlo lo más alto posible y en el centro de la vivienda.

Ten en consideración que sus prodigiosas ondas no son tan súper-poderosas, por lo que murallas de ladrillo, puertas, metal y vidrio hacen interferencia y reducen su señal. En este caso, si estás dispuesto a hacer una inversión, puedes comprar uno o más replicadores que extenderán el WiFi donde quieras llevarlo.

2. Antenitas de vinil

Segundo, revisa que las antenas de tu router están bien posicionadas. La mejor forma de establecerlas es poniendo una vertical y la otra horizontal. Si cuenta sólo con una (pobrecito) deberás jugar con ella para encontrar la mejor ubicación. Y si el aparato que posees tiene antenas internas y no externas, prueba poniéndolo acostado y después erguido. Compara los resultados y quédate con la más eficiente.

3. Protege la red bajo cuatro llaves

Por más que adhieras a la generosidad de la Pachamama, NO dejes tu wireless abierta. No sólo puede convertirse en puerta de entrada para ciberladrones o hackers, sino que también compartir tu banda ancha con el vecindario implica que la velocidad disminuirá, al igual que cuando más automóviles ocupan una calle y se produce un taco.

Al momento de configurar el router (busca las instrucciones en el manual o en internet según marca y modelo), escoge WPA2 (cifrado de clave dinámico) como método de cifrado y como password inventa una buena combinación de números y letras minúsculas con mayúsculas.

Si temes olvidarla, puedes usar un sencillo truco: piensa en la estrofa de una canción (u otro texto que te guste) y toma sus iniciales para convertirlo en una clave. Así, “Un gorro de lana te mandé a tejer“, puede convertise en “1Gdltmat”. Inolvidable.

Para más consejos sobre cómo proteger tu red WiFi puedes profundizar con este artículo publicado esta semana en BBCL.

4. Revisa quién está usando tu red

Existen aplicaciones gratuitas para el celular que te permiten determinar qué dispositivos están conectados y así detectar posibles intrusos o algún aparato glotón que no necesite estar todo el tiempo consumiendo ancho de banda.

Un ejemplo de esto es el software Fing de la empresa Overlook.

5. Prefiere 5GHz

Si miras tu router por abajo te darás cuenta de que puedes escoger la frecuencia con la cual transmitirá, esto es 2,4 GHz o 5GHz. Los expertos del sitio de tecnología Cnet explican que los aparatos Bluetooth que tienes en casa y algunos electrodomésticos utilizan por defecto el espectro 2,4GHz produciendo ruido que interfiere en una óptima trasmisión de internet, así que cambia de canal de ser posible.

6. Reinicia el router al menos una vez al día

Puede sonar exagerado, pero a veces esto puede traducirse en una diferencia en la velocidad. Si aquello te da mucha lata, prueba conectándolo a un timer para que lo haga de manera automática y selecciona una hora del día (o la noche) en la cual no interfiera con tus momentos de uso.

7. Mide la potencia de tu red

Descarga aplicaciones en tu teléfono que te permitan analizar la señal caminado a través de la casa y así detectar puntos muertos, así como los lugares donde hay una mejor cobertura.

Un ejemplo es Cloudcheck de la empresa Assia (gratuita).

8. Combina con uso de cables

En el sitio de noticias de Yahoo recomiendan conectar los aparatos que se mantienen estáticos a través de cable, como las consolas de juego, para reservar el uso del WiFi a los artefactos portátiles (notebook, celular, etcétera).

9. No te hagas de reliquias

La tecnología inalámbrica ha cambiado bastante durante la última década y muchos routers de más de 5 años de edad no son compatibles con las nuevas redes de alta velocidad. El estándar Wireless más nuevo es el 802.11ac que es tres veces más rápido que el anterior 802.11n (la letra que acompaña al número indica la versión), pero para que notes un cambio necesitas un router que también sea 802.11ac (aparato que nuevo puede costar desde unos 70 mil pesos).

www.hongkiat.com

www.hongkiat.com

Pero eso no es todo: los equipos que utilizas también deben ser compatibles con esta tecnología: un computador del año de la pera, no va a volar por muy buena que sea tu conexión o muy moderno tu router.

10. Compra una antena

Una solución económica que menciona el sitio Apartment Therapy, especializado en mejoras para el hogar, es adquirir una antena externa amplificadora de la señal de internet que incluso puede instalarse lejos del router. En Amazon pueden encontrarse desde 20 dólares (15 mil pesos).

Y si ya has puesto en práctica todos estos consejos y quisieras hilar aún más fino, puedes ingresar a las configuraciones del router y definir prioridades a las aplicaciones que usan internet, ocupando técnicas de QoS (quality of service o calidad de servicio en español). Para más información en esta área, puedes mirar este sitio. ¡Suerte!

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados