Notas


Policía de Estados Unidos busca explicaciones a tiroteo en templo sij de Wisconsin

  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

La policía estadounidense investigaba este lunes los motivos que llevaron a un exsoldado especializado en operaciones psicológicas a matar a seis personas en un templo sij en Oak Creek (Wisconsin, norte), antes de ser abatido por agentes.

La policía identificó al presunto autor como Wade Michael Page, de 40 años, que sirvió en el ejército estadounidense entre abril de 1992 y octubre de 1998, y recibió varias condecoraciones por buena conducta.

Agentes del FBI y de la policía local inspeccionaban el lunes la vivienda del sospechoso en Cudahy, un suburbio de Milwaukee, a sólo cuatro kilómetros de la zona donde se sitúa el templo sij.

La policía acordonó el barrio por precaución, mientras agentes armados vigilaban una casa.

La policía aseguró que está investigando el tiroteo como “un incidente de terrorismo interno”, pero no está claro qué llevó a Page a atacar el templo. Las pesquisas no descartan un crimen racista.

“Mientras el FBI está investigando si este incidente ha sido un acto de terrorismo interno, no se han determinado los motivos todavía”, explicó en un comunicado la agente especial Teresa Carlson.

Un vecino de Page, John Hoyt, de 53 años, contó a la AFP que el sospechoso tenía un tatuaje en referencia a los ataques del 11 de septiembre de 2001.

Hoyt dijo que Page parecía un “tipo bastante normal”, que tenía una opinión contraria a las guerras de su país en Irak y Afganistán.

Además de los seis muertos, tres hombres, incluido un miembro de la patrulla que se desplazó al templo, se encuentran en estado crítico por los disparos recibidos.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, condenó el ataque y el primer ministro indio, Manmohan Singh, aseguró estar “conmocionado y profundamente entristecido”.

El ataque al templo sij es el segundo tiroteo en tres semanas en Estados Unidos, después de la masacre en un cine de Aurora (Colorado, oeste) durante el estreno de la última película de Batman que dejó 12 muertos.

Estos actos han aumentado la presión sobre Obama y su rival republicano, Mitt Romney, a pronunciarse sobre el control de la venta de armas antes de los comicios del 6 de noviembre.

El jefe de la policía de Oak Creek, John Edwards, explicó a la prensa que, tras recibir una llamada de emergencia al 911, los agentes se dirigieron al templo donde dispararon hasta abatir al atacante, resultando uno de ellos herido.

Varios testigos describieron el incidente como una sangrienta escena de terror y confusión en el templo sij, también conocido como gurdwara, donde los fieles se habían congregado para los rezos del domingo.

Según Japal Singh, un médico en reserva del ejército de Estados Unidos de 29 años, un hombre vio cómo el sospechoso -alto, blanco y con la cabeza rapada- mató a dos personas en el estacionamiento.

“Luego entró en el templo y fue a la sala donde están guardadas las escrituras sagradas y básicamente disparó a más gente allí”, detalló Singh.

Tras el tiroteo, decenas de miembros de la comunidad sij se acercaron al templo para localizar a familiares y amigos.

“Nuestro sacerdote está muerto. Un amigo de mis abuelos está muerto. Somos una comunidad muy unida. No importa quien esté herido, somos todos una familia”, aseguró a la AFP Harinder Kaur, un estudiante de 22 años.

En Estados Unidos residen entre 500.000 y 700.000 sijs, seguidores de una religión fundada por Gurú Nanak en el siglo XVI, cuando se separó del hinduismo en los territorios de lo que luego sería India.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados