Artes y Cultura
Lunes 05 agosto de 2019 | Publicado a las 12:46
Se multiplican voces contra Ley de Integración Social y Urbana del Gobierno
visitas

La controvertida propuesta de ley permitir√≠a, seg√ļn sus detractores, no respetar las condiciones de barrios patrimoniales aprovechando medidas de compensaci√≥n, entre otros puntos criticados.

‚ÄúEl proyecto de ley del gobierno considera la concesi√≥n de terrenos p√ļblicos al sector privado en zonas consolidados de las ciudades, para crear pol√≠gonos con beneficios de normas urban√≠sticas por sobre las normativas urbanas locales, incluyendo zonas declaradas patrimonio cultural, con el objetivo de densificar habitacionalmente zonas ultra saturadas, so pretexto de entregar beneficios de integraci√≥n social a sectores socioecon√≥micos de menores ingresos, por la v√≠a de viviendas integradas con subsidios de arriendo protegido en edificios que las contengan, en una proporci√≥n que se desconoce, administrados por las mismas inmobiliarias‚ÄĚ, afirman en declaraci√≥n p√ļblica organizaciones de √Ďu√Īoa de la Red √Ďu√Īowe.

‚ÄúDe acuerdo a este proyecto de ley, podremos tener casos como el siguiente: zonas protegidas, con alturas razonables seg√ļn plan regulador y bastar√° que exista un sitio eriazo o se incendien inmuebles colindantes para que Minvu pueda iniciar el proceso que permita beneficios de altura para proyectos de inmobiliarias en esa zona, por sobre el plan regulador, y por tanto rompiendo la trama urbana dentro de la zona patrimonial, ya que el Consejo de Monumentos no podr√° pronunciarse sobre la altura, no siendo esa su atribuci√≥n‚ÄĚ, sostiene por su parte la Asociaci√≥n Chilena de Barrios y Zonas Patrimoniales.

‚ÄúEl concepto de integraci√≥n social y urbana, manejado por el proyecto de ley presentado por el Gobierno y actualmente debatido en la Comisi√≥n de Vivienda y Desarrollo Urbano de la C√°mara de Diputados, se limita a pensar en c√≥mo podr√≠an convivir, en un mismo conjunto habitacional, unas familias solventes, con acceso al mercado inmobiliario, y otras, con subsidios del Estado‚ÄĚ, escribi√≥ Ana Sugranyes, Arquitecta PhD.

‚ÄúEllo no solo significa continuar con el traspaso indirecto de fondos p√ļblicos al sector privado, a trav√©s de subsidios habitacionales y beneficios tributarios, sino que esta vez se propone adem√°s entregar los √ļltimos intersticios de suelo urbano disponibles del Estado para el negocio inmobiliario, lucrando ilimitadamente con nuestras ciudades y barrios disponiendo de amplias atribuciones para intervenir impunemente sobre cualquier zona urbana del pa√≠s‚ÄĚ, denuncian organizaciones de √Ďu√Īoa.

‚ÄúEstos malos proyectos, disfrazados de integraci√≥n social, ser√°n un gran retroceso a m√°s de 15 a√Īos de trabajo en que las comunidades han logrado proteger el patrimonio de sus barrios, a trav√©s de planes reguladores o la ley de monumentos. Los beneficios de esta ley son un traje a la medida de las inmobiliarias, no de las comunidades que hemos dado una lucha por la defensa de nuestros patrimonios, el derecho a la vivienda digna y a la ciudad‚ÄĚ, concluye la Asociaci√≥n de Barrios y Zonas Patrimoniales.

‚ÄúPensando en la ciudad ‚Äď y no s√≥lo en proyectos de viviendas ‚Äď, esta propuesta de ley deja de lado un desaf√≠o mayor: la regeneraci√≥n urbana, o el c√≥mo llevar las oportunidades de mejores condiciones de vida urbana hacia quienes viven en aquellos sectores populares, relegados por el Estado y aun libres de las agresivas torres de muy alta densidad; sectores donde se concentra la mayor parte del d√©ficit habitacional cualitativo identificado por la Casen 2017‚ÄĚ, critica Ana Sugranyes, Arquitecta PhD.

Red √Ďu√Īowe (c)
Red √Ďu√Īowe (c)

Organizaciones de Red √Ďu√Īowe han convocado para ma√Īana martes a las 10:00 horas a un punto de prensa frente al Estadio Nacional.

El Proyecto de Ley se votará este miércoles 7 de agosto en sala de la Cámara de Diputados.

Tendencias Ahora