Notas
El difícil escenario para la U. del Mar tras la quema de pagarés que acreditarían deudas de alumnos
Publicado por: Felipe Cornejo
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Exponiendo dos receptáculos con cenizas en el Centro Cultural Gabriela Mistral, un artista visual aseguró haber sustraído y quemado pagarés de deudas de alumnos de la Universidad del Mar.

Se trata de Francisco Tapia Salinas, conocido con el nombre art√≠stico de ‚ÄúPapas Fritas‚ÄĚ, quien se autodenunci√≥ en una misiva ante el S√©ptimo Juzgado de Garant√≠a de Santiago, detallando que rob√≥ desde la sede de Re√Īaca los documentos que en total sumar√≠an 500 millones de d√≥lares. El hombre asegur√≥ que quem√≥ cada uno de los documentos con el objetivo, seg√ļn argument√≥ el hombre, de ‚Äúliberar‚ÄĚ a los estudiantes de la morosidad.

Con la acción de Francisco Tapia, habrían desaparecido los títulos que acreditan que miles de estudiantes deben dinero a la casa de estudios, lo que no es menor. En este caso, no existirían copias de dichos documentos, por lo tanto la administración de la Universidad del Mar tendría un complejo escenario por delante de ser cierto el acto.

La universidad o su síndico ahora tendrían que ir hasta la justicia civil para solicitar la declaración de extravío de los pagaré, lo que ya es complicado debido a que en este caso se habría tratado de una quema de papeles, no un extravío.

En caso de que el tribunal acceda, cada estudiante debe ser citado a declarar. Estos deben acreditar el pago de la deuda o negar la existencia de ésta. En caso de que no se presenten, se da por confesada la morosidad. Nuevamente, la inexistencia de copias de los pagaré complica la posición de la universidad.

A favor de la universidad, en caso de que un estudiante confiese la deuda, el proceso no se extender√≠a por m√°s de tres meses, pero en caso de que la declaraci√≥n no sea favorable, el tr√°mite puede tardar dos a√Īos, seg√ļn indic√≥ EMOL.

Las presuntas cenizas de estos documentos son ahora exhibidos en el Centro Cultural y la obra fue titulada ‚ÄúAd Augusta per Angusta‚ÄĚ, que era el lema de la universidad.

En tanto, en base a la autodenuncia del propio autor de la obra recalcó que se encuentra a disposición de los Tribunales para que se aplique una eventual sanción producto de su acción.

URL CORTA: http://rbb.cl/9ef3
Tendencias Ahora